Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sanciones a subcontratas en la cárcel de Albocàsser

La Inspección de Trabajo no distingue entre obra privada y obra pública. La muestra ha sido la inspección realizada en las obras de la futura cárcel de Albocàsser (Castellón), proyectada por el Ministerio del Interior, sobre la que ha actuado el Ministerio de Trabajo. La inspección ha detectado 59 infracciones laborales en 10 empresas portuguesas subcontratadas y propone sanciones que suman 135.895 euros, además de la exigencia de que ingresen 142.351 euros correspondientes a las cuotas de la Seguridad Social no satisfechas.

Estas propuestas de sanción corresponden a la inspección realizada a 50 empresas que, con un total de 879 trabajadores, han trabajado en las obras del nuevo centro penitenciario. La acción, llevada a cabo de forma conjunta por la Inspección Provincial de Trabajo y la Policía Nacional de Castellón, concluyó que, de las 50 empresas examinadas, 40, todas españolas, tenían la documentación en regla. Las actas con las propuestas de sanción se incoaron a 10 empresas transnacionales (subcontratas portuguesas), entre las que se detectaron 4 infracciones muy graves, 14 graves, y 44 leves, que afectaban a 284 trabajadores. Se consideran acciones muy graves que las empresas portuguesas no comuniquen a la autoridad laboral o que lo hicieran fuera de plazo, la llegada de ciudadanos portugueses para trabajar en las obras de la prisión; o que las empresas inspeccionadas carezcan de capacidad reconocida para trabajar en España. La inspección ha dado como resultado, además, la reclamación a cinco de empresas del ingreso de cuotas a la Seguridad Social. Por esta actuación de la inspección la Tesorería de la Seguridad Social ha ingresado 142.351 euros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 25 de octubre de 2007