Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dean avanza implacable hacia México y Cuba

Evacuaciones masivas en las zonas de Cancún y Riviera Maya, donde hay 7.000 turistas españoles

Con vientos de 230 kilómetros por hora que le convierten en un peligroso huracán, potencialmente catastrófico, Dean avanza imparable por el Caribe. El corazón del huracán empezó a golpear ayer a Jamaica y las islas Caimán, un día después de que dejara al menos cinco muertos en Martinica, Haití y República Dominicana. Las autoridades mexicanas están evacuando Cancún y la Riviera Maya, donde hay unos 7.000 turistas españoles, ante la llegada de Dean (entre hoy y mañana). Cientos de miles de habitantes del sureste de Cuba también fueron evacuados, pero el ojo del huracán no pasará por las zonas más visitadas por los 10.000 españoles que se calcula que viajan estos días por la isla, como La Habana y Varadero. En Estados Unidos, donde aún se recuerda la devastación provocada por el huracán Katrina en 2005, se ha declarado Tejas zona de emergencia.

A cada paso que da por las cálidas aguas caribeñas, Dean va ganando fuerza, aunque todavía no es tan fuerte como el huracán Katrina. Vientos de violencia extrema, olas gigantes y fuertes lluvias han destruido edificios y han dejado sin electricidad a miles de afectados en los países caribeños por los que ya ha pasado Dean. Hay al menos cinco víctimas mortales (dos en Martinica, dos en Haití y una en República Dominicana). Los expertos dicen que lo peor puede estar por llegar:

- MÉXICO. El huracán avanza sobre la península de Yucatán, a la que azotará en las primeras horas de mañana con la categoría 5, la máxima sobre velocidad y poder destructivo en la escala Saffir-Simpson. El Gobierno del Estado mexicano de Quintana Roo (este) ha puesto en marcha un programa especial para garantizar la seguridad de unos 40.000 turistas, entre ellos unos 7.000 españoles, hospedados en el área de Cancún y Riviera Maya (que incluye Tulum y Playa del Carmen), amenazada por el huracán.

Los trabajos de emergencia comenzaron con la preparación para una evacuación masiva en caso de que Dean entre con toda su fuerza, pero las autoridades indican que la seguridad de residentes y turistas es la máxima prioridad, y han preparado decenas de albergues y centros de acogida en hoteles seguros. Miles de turistas han dejado el lugar en los dos últimos días.

Ante la gravedad de la amenaza, el gobernador, Félix González Canto, elevó el domingo a naranja el estado de alerta en Quintana Roo, "en previsión de un riesgo mayor de impacto ante el avance del huracán". Afirmó que, según las previsiones, el huracán no golpeará directamente en la zona turística, pero que "no tiene palabra" y pude cambiar de ruta. En ese litoral viven unos 100.000 mexicanos, muchos de los cuales serán ingresados de emergencia en unos 50 albergues con capacidad para unas 10.000 personas.

- CUBA. La mayoría de los miles de turistas españoles en Cuba no sufrió ayer alteraciones graves en sus vacaciones a causa del huracán, que obligó a la evacuación de cientos de miles de habitantes de las provincias del sureste de una isla acostumbrada a la naturaleza embravecida: 206 ciclones y huracanes en los últimos 155 años.

"Hemos suspendido vuelos hacia los cayos meridionales, pero no tenemos noticias de problemas entre los españoles, más allá de las incomodidades lógicas ante esta situación", señalaron, a media tarde, fuentes cubanas relacionadas con el sector. No obstante, miles de excursionistas y bañistas nacionales y extranjeros en las áreas amenazadas debieron volver a sus hoteles y alojamientos.

La mayor de las Antillas recibe cerca de 200.000 turistas españoles, y agosto es un mes de temporada alta, por lo que probablemente más de 10.000 recorren el país, la mayoría en paquetes con estancias de varios días en La Habana, alejada del ojo de Dean, las playas de Varadero, en la provincia de Matanzas, o las ciudades de arquitectura colonial. Algunos miles viajaron también hacia las zonas preventivamente evacuadas de las provincias de Granma, Santiago de Cuba, Guantánamo, Holguín, Las Tunas, Camagüey, Pinar del Río e Isla de la Juventud.

Los aeropuertos de las ciudades de las provincias en alarma fueron temporalmente cerrados, pero volverán a abrirse si el huracán mantiene su rumbo hacia el Yucatán mexicano. "Esperemos que el bicho no nos pique mucho", agregan las fuentes consultadas.

- JAMAICA. La mayoría de los jamaicanos se encerró ayer en sus casas para afrontar el embate del huracán, al temer que se produzcan saqueos y violencia, pese a que el Gobierno pidió a la población que acuda a los refugios, informa Efe. La presencia policial en Port Royal y otros barrios de Kingston era constante, con tanquetas y vehículos militares patrullando las calles. La compañía de electricidad suspendió el suministro para evitar daños en las líneas de fluido.

- ESTADOS UNIDOS. El presidente George W. Bush, quien sufrió fuertes críticas por la lenta respuesta federal al huracán Katrina en 2005, ha decidido cubrirse las espaldas ante la llegada del huracán Dean y ayer declaró Tejas zona de emergencia con el fin de agilizar la movilización de recursos federales (personal, alimentos y equipamiento) inmediatamente y así estar preparado en el caso de que Dean provoque daños graves a su paso por aquel Estado a partir del jueves, informa Barbara Celis desde Nueva York. Aún es pronto para afirmar con cuánta fuerza tocará Dean tierra en Tejas, pero las previsiones actuales afirman que podría llegar como huracán de categoría tres. El gobernador, Rick Perry, consiguió que Bush firmara ayer la petición y comenzó a enviar camiones cargados de combustible y alimentos a las zonas costeras.

- REPÚBLICA DOMINICANA. Un menor de 16 años murió ahogado el sábado en la costa sur de la República Dominicana tras ser arrastrado por el fuerte oleaje causado por el huracán, informa Iban Campo. Los efectos del ciclón se sintieron ligeramente el sábado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 20 de agosto de 2007