Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zabaleta: "Estamos condenados a hablar, y la sociedad quiere que lo hagamos"

Diálogo para todos, concesiones sólo al PSN. El nuevo talante de Miguel Sanz no fue tan palpable para el resto de la oposición. A NaBai le prometió colaboración "en políticas sectoriales, sobre asuntos que promuevan el desarrollo y el bienestar social de nuestra comunidad o sobre temas que afecten a la convivencia de los ciudadanos", pero puso como límite "el modelo institucional", es decir, la existencia de Navarra como comunidad diferenciada de Euskadi.

El portavoz de NaBai, Patxi Zabaleta, acusó al candidato de UPN de permanecer en su exclusión "tratando de embaucar al PSN" con referencias laudatorias a su programa pero manteniendo su rechazo a la coalición al instrumentalizar "en su propio interés la división entre constitucionalistas y no constitucionalistas". Zabaleta se ratificó en su apuesta por "un Gobierno plural y de progreso alternativo al de derechas de UPN y CDN que priorice las políticas sociales", mientras que el futuro Ejecutivo presidido por Sanz será "un Gobierno de perdedores", pero pidió diálogo a Sanz para normalizar las relaciones: "Estamos condenados a hablar y la sociedad quiere que hablemos", sentenció.El portavoz de IU, Ion Erro, reclamó la convocatoria de elecciones al considerar que la investidura de Sanz "no deriva de una situación política de normalidad democrática", sino del "mandato externo de los órganos centrales" del PSN-PSOE.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 11 de agosto de 2007