Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA CORRIDA DE HOY | Feria de San Isidro

Dinastía a caballo

- João Moura. Una leyenda viva del toreo a caballo portugués, con más de 30 años de presencia en los ruedos. Cuando era el niño Moura gustaba hasta a los aficionados que no disfrutaban con el rejoneo. Su toreo a caballo rozaba el virtuosismo y fue el número uno indiscutible de esta especialidad, a quien sólo hacían sombra su compatriota José Samuel Lupi y Manuel Vidrié. Durante todo este tiempo ha permanecido en activo mostrando una pasmosa regularidad, y ha salido siete veces por la puerta grande de Las Ventas. Su toreo a caballo compendia un exacto equilibrio de temple, arrojo y técnica. En la tarde de hoy torea en compañía de su hijo, un hecho que es habitual y que el público aprecia con el afecto que profesa al maestro de Portoalegre.

- Andy Cartagena. Rigurosísimo estuvo el pasado viernes con él el presidente, negándose a concederle el trofeo mayoritariamente solicitado que le abría la puerta grande. Estuvo espectacular y eficiente en todos los tercios y ofreció espectáculo del bueno con sus excelentes caballos. Esta tarde, seguro que logra, por fin, salir a hombros.

- João Moura (hijo). El nuevo Niño Moura ha entrado de lleno en el circuito del rejoneo de la mano de su padre, funcionando ya a la altura de los mejores. No siempre forman cartel padre e hijo, pero sí es frecuente verlos en la misma terna como acaece esta tarde. Viene toreando con frecuencia y corta orejas en casi todas las plazas. Le gusta arriesgar con sus caballos y aporta a la ejecución de las suertes frescura y vistosidad.

- Los espartales. Otra de las ganaderías que últimamente se dedican casi exclusivamente a lidiar toros para rejones y llevan más tiempo en ello, con muy buen resultado. Es ganado de origen murubeño, como el de Bohórquez, adquirido de lo que tiene de este encaste en su finca de Salamanca Pedro Gutiérrez Moya, El Niño de la Capea, y que está a nombre de su mujer, Carmen Lorenzo.

Digital + retransmite el festejo a las 19.00.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 3 de junio de 2007