Las privadas reclaman menos publicidad

El 9 es la clave. Las televisiones privadas anuncian para el mes de junio una "campaña a bombo y platillo" para conseguir del Gobierno que TVE reduzca su publicidad en un 25%. El objetivo es que el tope de anuncios en sus cadenas pase de los 12 minutos por hora que permite la ley (el mismo tiempo que en las emisoras comerciales) a 9.

Los operadores privados aspiran a que esta restricción se refleje en el contrato-programa que RTVE tiene que firmar con el Gobierno. Y quieren que los trámites se aceleren para que esté listo en los Presupuestos Generales del Estado de 2008.

Esta restricción publicitaria figuraba en las propuestas del comité de sabios que elaboró hace dos años la reforma de RTVE. Los directivos de la televisión pública eluden entrar en el debate y se limitan a afirmar que si el Parlamento o el Gobierno acuerdan limitar la publicidad en TVE, acatarán la medida.

La nueva ofensiva para que la televisión pública ceda una parte del pastel publicitario será capitaneada por el presidente de la Unión de Televisiones Comerciales Asociadas (Uteca), Alejandro Echevarría, que también preside Tele 5. Durante su intervención en el Fórum Europa del pasado marzo, Echevarría ya lanzó el primer aviso. Dijo que en todos los países de la UE las cadenas públicas tienen "prohibida la publicidad o muy limitada, precisamente para que no compitan deslealmente con las privadas". Añadió que en España no se sabe oficialmente cuánto dinero se emplea por habitante y año en el sistema público de televisión. "Es un secreto de Estado que nadie está dispuesto a desvelar", dijo.

Pese a todo, sostuvo que la deuda de las 13 televisiones públicas autonómicas se aproxima a los 2.500 millones de euros, a los que sumó los casi 8.000 acumulados (hasta el ejercicio pasado) por RTVE.

Comparando los presupuestos de los últimos años, Uteca afirma que RTVE "sigue suponiendo un coste creciente para el Estado, mientras que no disminuye su participación en el mercado publicitario". Según las cuentas de la entidad privada, RTVE registrará este año un déficit de 282 millones de euros si se contabilizan tanto los gastos de la corporación como los derivados de la liquidación del antiguo Ente Público.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS