Un pueblo de 600 habitantes de Huelva planea 2.600 chalés en un terreno protegido

El Ayuntamiento socialista pactó la recalificación junto al Guadiana a cambio de 3,3 millones

El Ayuntamiento de El Granado, un pueblo de 600 habitantes de Huelva, ha acordado la recalificación de 454 hectáreas de terreno protegido para construir 2.674 chalés, un hotel de 1.800 plazas y dos campos de golf en un terreno protegido junto al Guadiana. A cambio, dos promotoras de Málaga se comprometieron a pagar 3,3 millones de euros. El alcalde, Juan Manuel Burga, del PSOE, defiende que el proyecto "creará empleo en el pueblo" y los ecologistas denuncian que se trata de un pelotazo en una zona de expansión del lince. Por ello piden a la Junta de Andalucía que paralice el proyecto.

El alcalde de El Granado firmó el pasado 6 de abril pasado un convenio urbanístico con dos empresas de Málaga, Ingeconser y Turismo Residencial Golf. Estas conseguían la recalificación de 477 hectáreas que habían adquirido poco antes a cambio de pagar 3,3 millones de euros y el 10% del suelo. Así obtenían permiso para construir 2.600 viviendas, dos campos de golf, hoteles de lujo, un centro hípico y un puerto fluvial en el Guadiana, frente a Portugal.

El alcalde, el socialista Juan Manuel Burga, sostiene que "el proyecto es bueno para el pueblo" y "generará empleo". El regidor asegura que ignora los problemas ambientales y que la Junta de Andalucía decidirá si la macro urbanización es viable. Sobre el problema de infraestructuras que puede suponer, replica: "La urbanización está prevista a 12 kilómetros del pueblo y no nos afecta". El alcalde defiende la recalificación una vez que las empresas compraron el suelo porque los anteriores dueños no tenían dinero para emprender un proyecto así.

El convenio revela que "Ingeconser y Turismo Residencial Golf han venido manteniendo diversas conversaciones con el Ayuntamiento con el objeto de formular una propuesta de actuación de desarrollo turístico y de ocio". El complejo incluye "dos campos de golf, instalaciones náuticas, centro hípico", además de 2.674 chalés y 1.844 plazas de hotel.

Los ecologistas critican que el terreno elegido es Lugar de Interés Comunitario (LIC) y está protegido en la Red Natura 2000 de la UE. Las asociaciones ecologistas Greenpeace, Ecologistas en Acción, Intersur, entre otros, han criticado el proyecto. Aseguran que la zona elegida es lugar natural de expansión del águila imperial y del lince, el ave y el felino más amenazados de Europa.

Greenpeace concluyó ayer en El Granado una campaña para denunciar el urbanismo salvaje que acosa el Guadiana desde Ciudad Real hasta Huelva, mientras que la orilla portuguesa está protegida. Los ecologistas consideran que la urbanización está relacionada con la construcción de una carretera y un puente transfronterizo que unirá España con Portugal a la altura de El Granado y que permitirá un acceso más directo a la urbanización. Para Greenpeace, lo más lógico habría sido aprovechar la actual carretera que pasa por el muro del embalse del Chanza, situada a pocos metros.

Francisco Camacho, diputado de Carreteras de la Diputación de Huelva, impulsora de la infraestructura viaria, desvincula ambos proyectos y afirma que "se trata simplemente de comunicar las dos zonas más deprimidas de Europa con la ayuda de fondos europeos, y además la Confederación Hidrográfica del Guadiana desautoriza a utilizar el coronamiento del Chanza como carretera".

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 27 de octubre de 2006.

Lo más visto en...

Top 50