Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dos trabajadores mueren arrollados por un turismo cuando limpiaban el arcén de la N-I

Dos trabajadores fallecieron ayer en Armiñón al ser arrollados por un turismo mientras realizaban labores de limpieza en el arcén de la N-I a la altura del kilómetro 326, en sentido Irún. El accidente se produjo sobre las 16.10, cuando, por motivos desconocidos, un Ford Focus con matrícula nueva se salió de la calzada y arrolló a los dos operarios, que estaban limpian una mancha de barro, según informó Interior. Los dos trabajadores, L.L. e I.A., de 23 y 36 años, respectivamente, fallecieron en el acto.

Poco después del siniestro se trasladó hasta el lugar una ambulancia medicalizada, aunque el equipo médico sólo pudo certificar la defunción de ambos oabreros. Los dos cadáveres fueron trasladados al Servicio de Patología Forense de Vitoria para la realización de las autopsias.

Fuentes de Osalan precisaron ayer que el número de víctimas mortales en accidentes laborales en la comunidad asciende a 43 en lo que va de año, ocho de ellos sólo este mes de octubre.

Sanciones

Mientras, el sindicato CCOO criticó ayer que el plan estratégico sobre seguridad y salud laboral para el cuatrienio 2007-2010 que ha elaborado el Gobierno no implique coordinación entre departamentos, lo que complica medidas como el veto a las empresas sancionadas para ser contratadas en la realización de obras públicas o recibir ayudas.

El responsable de Salud Laboral de Comisiones Obreras de Euskadi, Jesús Uzkudun, presentó las propuestas de su sindicato en materia de siniestralidad y advirtió de que sin un acuerdo global o mayoritario entre los agentes sociales dicho plan quedará inhabilitado y sin eficacia.

Las centrales nacionalistas ELA y LAB se ausentaron de la reunión mantenida el pasado día 18 con el Gobierno para tratar ese asunto. Los sindicatos están convocados a una nueva reunión el próximo lunes.

CCOO propone un plan de control y coerción contra el incumplimiento de las medidas preventivas. "La creación de una inspección vasca es importante", declaró Uzkudun, junto a la mejora de la formación.

El responsable de Comisiones Obreras también abogó por la implicación de Hacienda para que no se concedan ayudas a las empresas que superen el índice de siniestralidad del sector, la de Vivienda para mejorar la prevención en las obras, y la de Industria para controlar la comercialización de maquinaria peligrosa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 26 de octubre de 2006