La siniestralidad cae el 20%, con 139 muertos menos en la carretera

La reducción de la mortalidad en julio y agosto es más pronunciada en la franja de menor edad

Las carreteras españolas se han cobrado menos vidas este verano. La mortalidad ha descendido un 20,8% respecto al mismo periodo del año pasado. 528 personas han fallecido en 463 accidentes mortales, lo que supone 139 muertos menos. La reducción de la mortalidad ha sido más pronunciada en la franja comprendida entre los 15 y los 24 años. Las asociaciones de conductores y el director general de Tráfico se muestran optimistas, aunque cautelosos, y destacan el efecto positivo de la entrada en vigor del carné por puntos.

Más información

Cuando las vacaciones de gran parte de los españoles se agotan al llegar septiembre, el balance en las carreteras refleja unos datos que animan al optimismo. Es el año con menores cifras de muertos de la historia. El verano pasado se consiguió la cifra más baja de fallecidos en carretera de los últimos 26 años: 666 muertos en 561 accidentes.

En julio y agosto de este año, coincidiendo con los dos primeros meses de funcionamiento del carné por puntos, el descenso de la siniestralidad ha sido aún más significativo: un 20,8% menos que el año anterior: 528 fallecidos en 463 siniestros mortales. Este descenso se produce en un contexto más desfavorable para las buenas cifras puesto que ha aumentado el número de desplazamientos en un 1,2%.

La Dirección General de Tráfico, así como las asociaciones de conductores consultadas por este periódico han vinculado este importante descenso a la entrada en funcionamiento del nuevo carné por puntos, que penaliza las prácticas irregulares al volante.

Nuria Alonso, portavoz del Comisariado Europeo del Automóvil (CEA), considera que "estos datos son directamente atribuibles a la entrada en vigor del carné por puntos". Aunque prefiere no ser "excesivamente optimista". "El trabajo ha sido positivo. Sabíamos que el carné iba a tener una repercusión social, pero los conductores se preocupan por perder el carné y no la vida", declara.

Mario Arnaldo, presidente de Automovilistas Europeos Asociados, considera que "no se están cumpliendo las previsiones, que esperaban la reducción de un 40% entre 2005 y 2008".

Arnaldo cree que el número de víctimas seguirá descendiendo aunque "sería necesario aumentar la dotación presupuestaria en infraestructuras y reforzar el número de agentes para la seguridad en carreteras".

La portavoz de CEA, coincide con Arnaldo en que hay que aplicar "otro tipo de medidas" como, "incremetar la vigilancia en carretera e invertir en educación vial". "No vale de nada que haya cursos para infractores. La educación vial es un pilar fundamental. Todos los ciudadanos deberían tener derecho a que se les de una formación. Es necesaria una asignatura, no un curso".

Control de vías

Alonso, subrayó que en "las autopistas y autovías, las más vigiladas, son las carreteras en las que menos accidentes se han registrado mientras que las secundarias, que son las que presentan más deficiencias en señalización e infraestructuras, son además mucho menos controladas". Además, la portavoz de CEA, apuesta por una mejora en esta red de carreteras.

En cuanto a la distribución por meses, en julio los accidentes en carretera se cobraron 63 víctimas menos que en 2005. Por primera vez, desde que se registran datos, el mes veraniego por antonomasia bajó de los 300 muertos. Fueron 279 los fallecidos, respecto a los 342 del pasado año. Agosto, volvió a ser el menos castigado de los meses veraniegos. Las muertes se redujeron un 33%, de 325 en agosto de 2005 a 250 en el mes pasado.

Sigue así la tendencia a la baja que se ha dado durante todo el año, y que ronda el 9% Aún así, desde el 1 de enero hasta el 31 de agosto murieron en carretera 2.054 personas.

Por tipo de accidente, las salidas de la vía continúa siendo la causa mayoritaria y además en el que se registran más víctimas mortales, 43,2%. El exceso de velocidad es un factor que aparece en el 22% de los accidentes con fallecidos, según datos de la DGT y es la principal infracción que ocasiona pérdida de puntos. Aunque tras la entrada en vigor del carné por puntos también se ha hecho notar a la hora de levantar el pie del acelerador. La velocidad ha descendido una media del 3,8% en autopistas y autovías y del 2,1% en carretera convencional.

Teniendo en cuenta la edad, el descenso más significativo se ha producido en la franja de edad que va desde los 15 hasta los 24 años. La mortalidad ha descendido el 36,67%, con 44 muertos menos que el verano del año pasado. Al parecer, según la DGT, es debido a que los jóvenes son mucho más sensibles a los mensajes y campañas de concienciación que los adultos, que ya tienen unas costumbres mucho más afianzadas.

Por comunidades autónomas, las que han registrado mayores descensos de siniestralidad en julio y agosto han sido Asturias, con un 77% menos de muertos que el mismo periodo de 2005; Navarra, con un 61% menos; País Vasco, con el 47% menos; Baleares, 39% menos; y Madrid, con el 30% menos. Por el contrario, Aragón ha aumentado su siniestralidad estos dos meses en un 18,5%; La Rioja en un 14% y Canarias en un 5%.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 04 de septiembre de 2006.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterBECAS VERANO

Lo más visto en...

Top 50