Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Liberada en Austria una adolescente después de ocho años de secuestro

Austria vivió ayer una enorme sorpresa, con la reaparición de una joven secuestrada hace ocho años. Varios familiares confirmaron que la joven pálida de 18 años que se presentó a la policía era Natascha Kampusch, cuya desaparición en 1998, cuando iba al colegio, conmocionó a la sociedad austriaca y dio lugar a una búsqueda sin precedentes, ante el temor de que hubiera caído en manos de una red de pederastas.

La policía debe ahora desentrañar el misterio que ha rodeado el caso, empezando por las circunstancias de la liberación. La joven dice que se escapó, mientras otros testigos aseguran que un vehículo la dejó cerca de Viena. Todo indica que Natascha permaneció encerrada en un sótano de la localidad de Strasshof, en las afueras de la capital austriaca. La policía busca a su presunto secuestrador, un hombre de 44 años.

La joven explicó que su captor le permitía algunos paseos por el vecindario y el acceso a la televisión y a los libros. Según la policía, Natascha se encuentra bien de salud, muy pálida por la cautividad y puede sufrir el síndrome de Estocolmo, la patología por la que la víctima se identifica con su secuestrador.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 24 de agosto de 2006