Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Tribunal de Cuentas condena al ex alcalde de Marbella

La gestión de Julián Muñoz provocó un perjuicio al municipio de tres millones

El Tribunal de Cuentas ha condenado al ex alcalde de Marbella (Málaga) Julián Muñoz, así como a Esteban Guzmán y Modesto Perodia, miembros del Consejo de Administración de la empresa municipal Jardines 2000, SL, al pago de más de tres millones de euros por un delito de alcance contable, al detectarse irregularidades económicas en la citada sociedad, según informó ayer la concejal del PP María Francisca Caracuel.

El fallo judicial, al que podrán interponer recurso de apelación en un plazo de 15 días los tres imputados, considera tanto al ex regidor marbellí como a los otros dos miembros del Consejo de Administración de Jardines 2000 responsables de lo que considera "caos económico de las cuentas" de la empresa, aseguró Caracuel, al tiempo que resaltó que en su sentencia se califica de "gravemente negligente" la labor realizada por los tres.

Así, expone que, incluso, ellos mismos reconocen que sólo se limitaron al "desempeño de un cargo formal", sin ejercer control alguno sobre la marcha de la sociedad, una responsabilidad que el Tribunal de Cuentas subraya como "funciones esenciales" de los imputados, a fin de evitar que se "produjera un daño para los fondos públicos".

El informe del Tribunal de Cuentas constata que en las cuentas auditadas de Jardines 2000 de 1990 a 1999 se realizaron diversos abonos de cantidades para las que no existía aporte documental ni acuerdo expreso del Ayuntamiento ni de la sociedad. Las cantidades económicas "en muchos casos no guardaban relación con el objeto social de la empresa", recoge el auto judicial.

Para el tribunal, no cabe duda de que la actitud "pasiva" de los condenados "dio lugar a la producción de un saldo deudor injustificado"

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 14 de febrero de 2006