Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La fiscalía de Murcia investigará denuncias de abuso sexual a inmigrantes

El nuevo fiscal jefe del Tribunal Superior de Justicia de Murcia, Manuel López Bernal, quien toma hoy posesión de su cargo en presencia del fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido, anunció ayer su intención de investigar las denuncias de tres mujeres argelinas que trabajan en el campo de Murcia. Estas trabajadoras aseguran que los capataces de las fincas donde buscan trabajo, muchos de ellos procedentes de países norteafricanos, exigen a las empleadas relaciones sexuales como condición para firmarles un contrato, algo que es requisito imprescindible para obtener el permiso de residencia en España.

El director general de Trabajo del Gobierno de Murcia, José Daniel Martín, animó ayer a las mujeres inmigrantes que hayan sido víctimas de abusos sexuales a cambio de trabajo a que denuncien estos casos "para que caiga todo el peso de la ley sobre estas conductas". José Daniel Martín señaló que la Inspección de Trabajo sólo puede actuar si tiene previamente conocimiento de los hechos: "Hay que saber los datos, dónde, quién y cómo", dijo.

Sobre la posibilidad de que estas coacciones constituyan un fenómeno frecuente, el director general estimó que se pueden dar casos puntuales, pero no cree "que esta sea una situación generalizada". "No obstante, estos casos hay que ponerlos en conocimiento del órgano laboral para que se exijan responsabilidades laborales".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 12 de enero de 2006