Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La noche de fin de año hubo una pelea callejera cada siete minutos

Las peleas e intoxicaciones etílicas han sido las protagonistas de la celebración de fin de año. El balance de las primeras nueve horas de 2006 en el conjunto de la Comunidad de Madrid arroja 257 agresiones y reyertas, 187 intoxicaciones etílicas muy graves, 74 accidentes de tráfico y 119 incendios, según datos de Emergencias 112.

Las agresiones crecieron un 24,1% con respecto al año anterior, las intoxicaciones etílicas un 26,3% y los accidentes de tráfico un 13,8%. Unas cifras que provocaron "mucho trabajo para los sanitarios del Samur, los bomberos y la Policía Local", según un portavoz de Emergencias Madrid.

Las mismas fuentes aseguraron que la noche había sido "típica" para los servicios del Ayuntamiento de Madrid y relativamente tranquila porque la mayoría de los incidentes sucedieron a partir de las cinco de la madrugada. Los agentes de la Policía Municipal de Madrid intervinieron en 68 peleas que se produjeron por las calles de la ciudad, lo que significa una cada siete minutos. Un portavoz de Emergencias Madrid puntualiza que las reyertas se incrementan en estas fechas debido al excesivo consumo de alcohol.

Emergencias Madrid destaca que este año las peleas no han provocado heridos de gravedad. "El Samur sólo ha tenido que intervenir en 34 del total de las peleas, y sólo ha trasladado a 14 heridos de carácter leve o muy leve. Dos de ellos presentaban cortes superficiales por arma blanca", explica. En las inmediaciones de la Puerta del Sol, la Policía Municipal decomisó 120 kilos de uvas, que se intentaban vender a los miles de asistentes a las campanadas.

Las molestias por ruido también causaron múltiples quejas vecinales. Los agentes recibieron 180 denuncias por este motivo.

El incidente de mayor gravedad se produjo en torno a las 8.15 cuando un hombre de 30 años se precipitó por las escaleras de la estación del metro de Sol y se golpeó la cabeza. El impacto le causó un traumatismo craneoencefálico. Los sanitarios del Samur-Protección Civil estabilizaron e intubaron al herido antes de trasladarle al hospital Clínico, donde ingresó con pronóstico grave.

Los bomberos del Ayuntamiento de Madrid hicieron frente a 77 incendios, 55 de ellos en contenedores y papeleras, 9 en viviendas y 7 en vehículos. El cuerpo de bomberos de la Comunidad de Madrid sofocó 42 fuegos, 17 por quema de contenedores.

Los incendios fueron de poca magnitud y el primero se declaró en un tendedero situado en un patio interior de un bloque de viviendas de la calle de Tacona, debido al lanzamiento de petardos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 2 de enero de 2006