Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La oposición de Majadahonda afirma que el déficit municipal es de 35 millones de euros

El alcalde afirma que un anterior edil de Hacienda debió haber dado la voz de alarma

El Ayuntamiento de Majadahonda, gobernado por el PP, ha reconocido un déficit de 27 millones de euros. Los portavoces municipales aseguran que el equipo de gobierno se queda corto, y que los números rojos alcanzan los 35 millones de euros, debido a que no se contabilizan los ingresos de dudoso cobro.

El déficit apareció a partir de 2002 y se agudizó en 2004, año en que el saldo negativo aumentó en 14 millones, según datos de la oposición. Durante ese periodo era alcalde Guillermo Ortega, que dimitió en febrero pasado tras desencadenarse una crisis interna en el PP local. El antiguo regidor es en la actualidad director general del mercado Puerta de Toledo, cargo para el que fue nombrado por el Gobierno regional que preside Esperanza Aguirre.

"Es muy sencillo: en Majadahonda se gasta más de lo que se ingresa. Esa mala gestión del PP nos ha conducido a la situación actual. Y el mismo equipo de gobierno nos dice ahora que nos va a sacar del punto en el que nos encontramos", observa el portavoz del PSOE, Ricardo Núñez. La oposición municipal duda de que el déficit se pueda sanear con las actuaciones que propone el Partido Popular. Piensan que el problema económico al que se enfrenta Majadahonda es de tal magnitud que hubiera requerido un consenso entre todas las fuerzas políticas.

Presupuestos con retraso

También critican al actual alcalde, Narciso de Foxá, porque les ha entregado el proyecto de Presupuestos Generales del Ayuntamiento con sólo 48 horas para su estudio. "Yo creo que la forma de actuar del gobierno, sin dar tiempo para llevar a cabo un diagnóstico de la propuesta en profundidad, responde a un intento de impedir que se conozca la verdad de adónde ha ido a parar ese dinero", mantiene Dolores Dolz, concejal de IU. Según Mercedes Pedreira, portavoz del Centro Democrático y Social (CDS), se parte de un sinsentido: "Aprobar los Presupuestos para 2005 cuando ya está acabando el año. Deberíamos estar discutiendo el plan para el año 2006".

Según los datos hechos públicos por la oposición, hay proveedores que no cobran. "De suministros varios falta por abonar el 40%, y de los 14 millones destinados a inversiones se ha pagado sólo la mitad. Y eso teniendo en cuenta que sólo se ha ejecutado el 37% de las inversiones previstas", indican.

De Foxá explica que el retraso en la entrega de los Presupuestos se debe a que al llegar a la alcaldía en febrero pasado, al dimitir el anterior regidor, se encontró con un déficit superior al que pensaba. En cuanto al estado de las arcas municipales, el alcalde culpa al anterior concejal de Hacienda, Juan José Moreno, expulsado del PP y hombre de confianza del ex regidor de Majadahonda. "Él es el que tenía que haber dado la voz de alarma, pero no lo hizo".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 27 de septiembre de 2005