Propietario de una colección millonaria

J. Craig Venter es el nuevo propietario de una de las colecciones más importantes de la historia de la biología molecular, tras pagar por ella una cantidad que ronda los tres millones de dólares (2,4 millones de euros). Los documentos fueron recopilados por Jeremy Norman, quien da nombre a la colección, y Al Seckel, de California. Contiene material de Rosalind Franklin, cuyas imágenes de rayos X dieron pistas a James Watson y Francis Crick para descifrar en 1953 la estructura del ADN, incluida la famosa foto número 51. También figura una versión anterior y más escandalosa (con el título Honest Jim) del popular libro de Watson La doble hélice, que la editorial no se animó a publicar hasta que el autor lo dulcificó.

Watson, que no se lleva bien con Venter, no se lo ha tomado a mal, a pesar de que éste le ha ganado la partida a un grupo de científicos que intentaban que la colección se quedase en Cold Spring Harbor, el laboratorio que Watson dirigió durante muchos años y al que ha donado su legado. Ya en 2001 fue Watson quien consiguió que la poderosa fundación británica Wellcome Trust se hiciera con los papeles de Crick, que falleció en 2004. Aquella compra, por valor de 2,4 millones de dólares, indicó la alta valoración de la biología molecular que ahora se ha confirmado. Venter ha dicho que mantendrá completa la colección.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 15 de agosto de 2005.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50