Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La UE advierte a Irán de que no reanude su programa nuclear

Teherán / Viena

La Unión Europea advirtió ayer a Irán de que cualquier paso que dé para reanudar su programa nuclear será "inútil y perjudicial" para ese país. La UE respondía así al ultimátum lanzado horas antes por las autoridades iraníes, que amenazaron con retomar hoy sus actividades de enriquecimiento de uranio en la fábrica de Isfahán, en el centro del país, si la Unión Europea no presentaba antes de las 13.30 de ayer domingo (hora española peninsular) el plan de incentivos económicos para compensar su renuncia al procesamiento de material nuclear.

Irán había suspendido sus actividades nucleares en noviembre de 2004 a raíz de las presiones internacionales, y en mayo llegó a un acuerdo con la UE para mantener la suspensión a cambio de un plan europeo de compensaciones.

Los ministros de Asuntos Exteriores del Reino Unido, Francia y Alemania (grupo conocido como E-3), así como el Alto Representante para la Política Exterior y de Seguridad de la UE, Javier Solana, enviaron ayer una carta al responsable iraní de asuntos nucleares, Hasan Rozhani, para recordarle que la propuesta estará lista para el 7 de agosto, que era el plazo estipulado.

Los europeos desean entregar su informe (que incluye propuestas en materia de seguridad, cooperación económica y suministro de petróleo) después de la investidura del nuevo presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, prevista para el próximo miércoles.

Los representantes europeos advierten a Irán de que el reinicio de las actividades nucleares pondría fin al proceso de negociación emprendido con la UE y les obligaría a apoyar una denuncia ante el Consejo de Seguridad de la ONU, tal y como reclama Estados Unidos.

"Estamos buscando una aclaración de las intenciones de Irán. Y les instamos a que no den ningún paso unilateral que violaría el acuerdo de París y que haría muy difícil continuar con las negociaciones entre Irán y los europeos", dijo ayer un portavoz del Foreign Office (el Ministerio de Exteriores británico).

Tono desafiante

La reacción europea no parecía haber hecho mella en las autoridades de Irán, que mantenían su tono desafiante."Las instalaciones cerradas por el Organismo Internacional de Energía Atómicas (OIEA) van a abrir y retomarán las actividades", aseguró un portavoz oficial, que insistió en que los agentes de la OIEA tendrán autorización para supervisar la fábrica de Isfahán. Simultáneamente, Hasan Rozhani aseguraba que Irán será capaz de producir uranio enriquecido pronto, según un informe publicado por la agencia oficial Irna.

Si bien las autoridades iraníes aseguran que el uranio será utilizado con fines civiles, la UE y Estados Unidos temen que pueda también emplearse para uso militar. Se espera que Irán informe hoy a la OIEA de su decisión de retomar sus actividades nucleares en Isfahán.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 1 de agosto de 2005