Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los vecinos de La Murada piden el cierre del vertedero ilegal de Fenoll

Alrededor de 400 vecinos de la pedanía oriolana de La Murada participaron la noche del viernes en una asamblea para estudiar las acciones contra la actividad del vertedero ilegal que explota en la zona el industrial Ángel Fenoll. La conclusión de la asamblea, convocada por el colectivo Asojoven, fue el rechazo unámime a la planta de basuras, "tanto en las condiciones actuales como a su legalización en el futuro", subrayó uno de los asistentes. Los vecinos han presentado alegaciones al Plan Zonal de Residuos de la Diputación, que prevé un vertedero en la pedanía.

El vertedero funciona de manera ilegal desde principios de los noventa. La instalación está sujeta a una investigación judicial a a raíz de un accidente el pasado mes de mayo que costó la vida a un operario. Dos días después la planta sufrió un incendio, justo en el punto donde se registró el siniestro. La Inspección de Trabajo precintó esa zona de la industria, que se mantiene activa.

Los promotores del acto informaron a los vecinos de que han presentado dos denuncias a la Fiscalía de Alicante y de Murcia solicitanto la clausura definitiva del vertedero. Los vecinos han recurrido por partida doble al ministerio fiscal dadas las discrepancias sobre la ubicación de la planta. El empresario defiende que la totalidad de la planta se encuentra en el término de Abanilla (Murcia) y que cuenta con los permisos del Gobierno de la Región de Murcia. Los vecinos de La Murada y los grupos de la oposición del Ayuntamiento mantienen que la instalación es ilegal porque se ubica en el término de Orihuela y no tiene autorización ni del Ayuntamiento ni del Consell. Ésta se basa en una sentencia del Juzgado número 2 de Orihuela, que en diciembre de 2002 decretó que el vertedero está en el término municipal de Orihuela.

Los vecinos, además de resaltar la ilegalidad de la planta, denuncian el negativo impacto de la instalación en la salud pública, derivado de los humos y gases procedentes del tratamiento de las basura, a escasos metros de las viviendas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 31 de julio de 2005