Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CUMBRE DE LA UE

La UE apoyará a Irán si suspende su programa nuclear

El Consejo Europeo debatió ayer la estrategia a seguir ante los planes nucleares de Irán, uno de los más urgentes desafíos a que se enfrentan la UE y la comunidad internacional, recelosas de las intenciones últimas del régimen iraní. El próximo día 25, el Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) debe decidir si denunciar o no a Teherán ante el Consejo de Seguridad de la ONU, paso previo al desencadenamiento de sanciones. La UE negocia con Irán como alternativa al palo de las sanciones la zanahoria de una mayor cooperación política, comercial y tecnológica a cambio del abandono de sus planes de enriquecimiento de uranio.

El análisis que a finales de mes haga el OIEA es crucial y ayer emisarios de los tres países negociadores de la UE (Alemania, Francia y Reino Unido) e Irán discutían en París una salida al empantanamiento de la situación. Estados Unidos, que tiene un interés directo en el proceso y es partidario de la mano dura, ha delegado en los europeos la negociación directa.

Desde el Ministerio de Exteriores francés llegaban a Bruselas ecos positivos, pero el esperado acuerdo no terminaba de producirse. Los líderes europeos señalaron en un comunicado que es necesario que haya transparencia en el programa nuclear iraní. Teherán insiste en que el enriquecimiento de uranio va dirigido a reactores nucleares de uso civil, lo que está lejos de creer la comunidad internacional, que duda sobre la necesidad de energía adicional que pueda tener uno de los grandes países productores de petróleo.

Suspensión de seis meses

Ayer mismo, el guía supremo iraní, Alí Jamenei, denunció en Teherán que EE UU quiere impedir que Irán utilice energía atómica con el argumento de que busca el arma nuclear. Hace unos días, Irán ofreció a sus interlocutores europeos suspender durante seis meses el enriquecimiento de uranio, pero ayer la UE insistía en "una suspensión voluntaria, plena e ininterrumpida de todas las actividades de enriquecimiento y de reelaboración". "En las negociaciones, Irán nos ha dicho que está dispuesto a anular todos los ensayos y esperamos una respuesta para hoy mismo", declaró por la mañana el ministro holandés de Asuntos Exteriores, Bernard Bot. "Si es así, habrá zanahorias, algunas visibles y otras no".

Anoche no había noticias de acuerdo, pero el Consejo Europeo concluyó con el compromiso firme de la Unión de "reanudar las negociaciones sobre el acuerdo de comercio y cooperación tan pronto como se haya concretado la suspensión de actividades" de enriquecimiento de uranio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 6 de noviembre de 2004