Manuel Royes, nuevo delegado del Consorcio de la Zona Franca

El jefe de la delegación de la Generalitat en Madrid releva a Lacalle

El Consejo de Ministros nombró ayer al hasta ahora delegado de la Generalitat en Madrid y ex alcalde de Terrassa, el socialista Manuel Royes, nuevo delegado especial del Estado en el Consorcio de la Zona Franca de Barcelona (CZF), en sustitución de Enrique Lacalle, del PP

Terrasense de 64 años, casado y padre de dos hijos, Royes llevaba apenas cuatro meses en su actual cargo, pero había expresado su deseo de volver a Cataluña por razones familiares. Santiago de Torres, que ocupó cargos de responsabilidad en el Ministerio de Sanidad cuando lo dirigía Ernest Lluch, en la década de 1980, sustituirá a Royes en Madrid.

El nuevo delegado del Estado en el CZF lleva muchos años dedicado a la política desde su militancia en su juventud en el Front Obrer de Catalunya (FOC) y su participación en la creación de Convergència Socialista de Catalunya. Fue alcalde de Terrassa desde las primeras elecciones municipales de 1979 hasta 2002. Entre 1987 y 2003 ocupó también la presidencia de la Diputación de Barcelona y fue diputado en el Parlament por el PSC. Royes es miembro de la comisión ejecutiva del PSC.

Royes realizó estudios universitarios de Ciencias Económicas y es doctor honoris causa por la Universidad Nacional de Educación a Distancia.

El CZF es propietario y administra los inmensos terrenos junto al puerto de Barcelona donde están implantadas más de 200 empresas, entre ellas Seat, Nissan y Mercabarna. Entre sus objetivos figura el favorecimiento de la implantación de empresas con exenciones fiscales en la importante superficie de suelo industrial de que dispone.

Por su parte, Santiago de Torres, licenciado en Medicina y Cirugía, será quien sustituya a Royes al frente de la delegación de la Generalitat en Madrid (véase EL PAÍS de ayer). De Torres, que tiene 49 años, ya colaboró con la Administración socialista en los gobiernos de Felipe González. Con Ernest Lluch como ministro de Sanidad, fue asesor del Plan Nacional sobre Drogas, del que acabó siendo delegado adjunto. En 1992, fue nombrado subsecretario de Cultura y en 1993, subsecretario de Asuntos Sociales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 21 de mayo de 2004.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50