COMUNICACIÓN

Los mejores artículos de 'The New York Times', los jueves en EL PAÍS

Prestigiosos diarios europeos participan en esta nueva experiencia editorial

A partir del jueves, EL PAÍS ofrecerá a sus lectores un suplemento informativo en español y a todo color con artículos, reportajes, análisis, fotografías e infografías de las más prestigiosas firmas del diario estadounidense The New York Times. Se trata de un proyecto, que en una primera etapa se extenderá hasta el verano, en el que participan algunos de los más importantes diarios europeos: Le Monde, La Repubblica, Süddeutsche Zeitung y The Telegraph.

La tirada de esta nueva publicación paneuropea superará los dos millones de ejemplares

El objetivo de este proyecto es sentar las bases de una red paneuropea de grandes rotativos interesados en ampliar la oferta a sus lectores con contenidos exclusivos de la principal cabecera norteamericana, con el deseo de que puedan conocer de primera mano la visión que se tiene en Estados Unidos del acontecer mundial, no sólo político y económico, sino también científico, técnico y artístico.

El suplemento, de 12 páginas, que aparecerá los jueves, incluirá asimismo informaciones destinadas a divulgar aspectos característicos del American way of life, es decir, de las costumbres y estilos de vida que predominan en Estados Unidos.

En este proyecto, en el que colabora asimismo el International Herald Tribune (propiedad de The New York Times), participan los diarios Le Monde (Francia), La Repubblica (Italia), Süddeutsche Zeitung (Alemania), y The Telegraph (Reino Unido).

"Año tras año, estos periódicos llegan a los lectores europeos interesados en los acontecimientos internacionales, culturalmente activos e involucrados en la actividad económica", afirma Cristian Edwards, presidente de la empresa encargada de comercializar los contenidos del diario neoyorquino.

"Estamos orgullosos de acercar el periodismo de The New York Times a esta audiencia. Nuestro compromiso compartido con los ideales del periodismo sólido y la relevancia de una prensa libre aúnan nuestras cabeceras", añade Edwards.

Para Jesús Ceberio, director de EL PAÍS, "la experiencia que vamos a ensayar ahora con The New York Times tiene como objetivo mejorar la oferta informativa de EL PAÍS y participar en la red que está creando el rotativo estadounidense con diarios europeos de referencia para abrir una nueva ventana a sus contenidos y rentabilizarlos en el mercado global".

"No es una experiencia fácil porque partimos de mercados muy fragmentados y heterogéneos, algunos con capacidad para absorber un producto de este tipo directamente en inglés mientras que otros, como el español, con la necesidad por el momento de realizar una versión traducida al castellano", añade.

Mientras que EL PAÍS y La Repubblica publican la revista en sus respectivos idiomas, Le Monde y Süddeutsche Zeitung lo hacen en inglés. Y todos ellos con la tipografía y diseño característicos del diario neoyorquino.

El objetivo en esta primera etapa es comprobar si hay lugar para unas páginas que permiten aunar la calidad y el prestigio de dos cabeceras tan representativas como son The New York Times y EL PAÍS.

"Esperamos que después de estos primeros números", explica Ceberio, "podamos convertir el suplemento en una publicación estable que proporcione semanalmente a nuestros lectores una revista de información complementaria elaborada desde una visión estadounidense y neoyorquina tan característica como la de The New York Times".

Esta experiencia transatlántica estrecha todavía más los lazos entre los dos periódicos, después de otra emprendida con éxito hace ya dos años, EL PAÍS English Edition, que se distribuye diariamente en España, Portugal y Marruecos con el International Herald Tribune, propiedad de la misma empresa editora de The New York Times.

La tirada total de esta nueva publicación superará los dos millones de ejemplares, por lo que constituye una excelente plataforma publicitaria para las grandes empresas interesadas en tener presencia simultánea en los principales rotativos europeos.

Entre los temas más destacados del primer número, los lectores podrán encontrar el plan para remozar el interior del viejo edificio de Naciones Unidas en Nueva York, que obliga al traslado temporal de los 3.600 trabajadores de la sede desde 2007 hasta 2012.

Asimismo, se describe cómo Suráfrica ha corregido algunas de las injusticias del apartheid tras una década en democracia; y también el hallazgo de documentos de hace seis siglos en Tombuctú, Mali, que suponen un cambio histórico en la visión de la civilización islámica y africana. El artículo de apertura del nuevo suplemento trata del llamamiento generalizado a la yihad islámica lanzado por radicales islamistas en toda Europa contra Estados Unidos.

En la sección de Dinero y Negocios se analiza la política empresarial de la gigantesca multinacional Wal-Mart, mientras que el presidente del Banco Mundial, James D. Wolfensohn, explica cómo el terrorismo también se combate ayudando a los países menos desarrollados.

La depresión en la que anda sumido el ratón Mickey Mouse y las propuestas de diversos artistas para sacarle del hoyo abre la sección de Arte y Estilo.

La sección de Ciencia y Tecnología bucea por el mar Egeo en busca de restos de las guerras médicas, para descubrir cómo eran los trirremes que emplearon griegos y persas.

Por último, bajo el epígrafe Americana se describe el resurgir del gospel en iglesias de Nueva York gracias a la llegada de nuevos inmigrantes africanos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 02 de mayo de 2004.

Lo más visto en...

Top 50