Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Ejecutivo regional quiere transformar el Instituto de Seguridad en una Academia de Policía

El Gobierno de Esperanza Aguirre, y en concreto su consejero de Justicia e Interior, Alfredo Prada Presa, pretende convertir el actual Instituto Superior de Estudios de Seguridad (ISES) en la Academia Regional de Seguridad. Este nuevo organismo sería la referencia en la formación de los policías locales de toda la Comunidad de Madrid. El ISES participa en la Feria Aula 2004, que se desarrolla en los recintos feriales de IFEMA del parque Juan Carlos I, donde pretende ofrecer una salida de estudios y de trabajo para los jóvenes estudiantes.

El consejero Prada visitó ayer el stand del ISES, donde reiteró su intención de transformarlo en una academia de policía: "Será un centro regional destinado a la formación en materia de seguridad, modernizando las técnicas docentes y potenciando los controles de calidad, así como las estrategias formativas", afirmó. "El Gobierno regional quiere que, con los instrumentos jurídicos prescisos, esta Academia de Policía juegue un papel destacado en la garantía de la seguridad de los edificios y de las personas, de acuerdo con lo establecido en el Estatuto de Autonomía, y que ejecute dicha competencia con medios propios", agregó el vicepresidente segundo, Alfredo Prada.

Demostraciones en directo

El ISES ofrece, en turnos de mañana y de tarde, demostraciones prácticas de tiro con una pistola láser y demostraciones de autoprotección policial, como defensa personal femenina y disciplinas como kárate, judo y otras artes marciales, gracias a la colaboración con las federaciones deportivas. Este instituto imparte cursos selectivos para policías locales de nuevo ingreso, además de cursos selectivos de promoción interna y de actualización de las policías locales.

Las instalaciones de este instituto, situado en el kilómetro 13 de la carretera de Colmenar Viejo (M-607), cuentan con 35 aulas equipadas con vídeos, televisiones y retropeyectores, además de tres aulas de informática con 90 puestos, una biblioteca con acceso telemático a los 150.000 volúmenes de la biblioteca de la Universidad Rey Juan Carlos, salón de actos, polideportivo cubierto, galería de tiro y un edificio destinado para administración y docencia.

Alfredo Prada ofreció a los tres grupos parlamentarios su disposición a abrir una etapa de diálogo "permanente" para alcanzar "entre todos" soluciones a la seguridad ciudadana, un problema en el que, dijo, "debemos aparcar nuestras diferencias políticas", informa Efe.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 11 de marzo de 2004