Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una galería de Londres retira fotos de una niña desnuda por miedo a caer en la pornografía

La galería Spitz de Londres ha retirado una serie de fotografías con imágenes de una niña desnuda por temor a una posible infracción en materia de pornografía. La decisión se tomó el domingo por la noche, tras acusar recibo de una denuncia del público que asistió a la inauguración de la exposición de la artista estadounidense Betsy Schneider. Entre su obra expuesta en Londres aparecían retratos desnudos de su hija Madeleine.

La pequeña clava la mirada en la cámara en varias de las 63 fotografías que su madre ha compilado en tres grandes bloques. Aparece desnuda siendo un bebé, mientras gatea y con 5 años. Son estas últimas imágenes las que causaron ofensa en un visitante a la muestra, que forma parte de un festival en Spitz sobre literatura femenina. "Provocar o asustar no es el objetivo de las imágenes. La idea consiste en mostrar el paso del tiempo, la transformación y el crecimiento", dijo la fotógrafa en declaraciones al diario The Guardian.

Ayer, el portavoz de Spitz evitó pronunciarse respecto a este presunto atentado contra la libertad artística. Justificó el cierre de la exposición en el consejo obtenido por parte de la policía. Agentes de Scotland Yard visitaron el local a iniciativa de la galería, quienes a su vez actuaron en respuesta a la queja por presunta exposición indecente de menores. "Nosotros no somos responsables de la exposición. Simplemente hemos cedido el local y ahora nos vemos en medio de este incidente", señaló el portavoz. El futuro de las fotografías está pendiente de la decisión que tome la brigada en materia de pornografía infantil de la policía de Londres.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 9 de marzo de 2004