Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE gana la primera votación al PP para presidir la Federación municipal

La coalición formada por el PSOE, IU e Iniciativa per Catalunya (ICV) se impuso ayer por 600 votos a la integrada por el PP y Coalición Canaria (CC) en la constitución de la Mesa de la Asamblea de la Federación de Municipios y Provincias (FEMP), lo que presagia la recuperación, en la votación del domingo, de la presidencia de la Federación municipal para el candidato socialista, el alcalde de A Coruña, Francisco Vázquez, tras ocho años de mandato de la alcaldesa popular de Valencia, Rita Barberá.

La lectura del escrutinio oficial, realizada por la propia Barberá, arrojó un resultado de 13.154 votos a favor de la candidatura que encabezaban el alcalde socialista de Sevilla, Alfredo Sánchez Monteseirín, y la alcaldesa de Córdoba, Rosa Aguilar, de IU, frente a los 12.519 votos del PP y Coalición Canaria, que lideraban la alcaldesa de La Laguna (Tenerife), Ana María Oramis González, de Coalición Canaria, y el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, del PP. Su lectura originó una cerrada ovación y abrazos entusiastas entre los alcaldes de la izquierda, que argumentaban que "si el domingo se repite un resultado similar al de ayer será el reconocimiento público de que la izquierda ganó las elecciones municipales, aunque el PP no lo quiere reconocer".

Abstención nacionalista

Los alcaldes de las formaciones nacionalistas como Convergència i Unió (CiU) y Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) o regionalistas como Partido Aragonés y Partido Andalucista optaron ayer por abstenerse en la votación para la formación de la mesa -que presidirá la Asamblea que se celebra hasta el domingo- y que encabezará el socialista Alfredo Sánchez Monteseirín, acompañado por dos representantes de su candidatura -uno de IU y otro de ICV- y otros dos de la perdedora, uno del PP y otro de CC. El comportamiento de nacionalistas y regionalistas de ayer marca también la pauta de su actitud mañana, domingo, en la elección decisoria de la presidencia de la FEMP.

Los representantes de estos grupos, que pueden jugar un papel decisorio de bisagra porque suman más de 1.500 votos, confirmaron ayer en los pasillos de la asamblea que se abstendrían. Es el caso de CiU, que representa 817 votos, y que ayer confirmó su portavoz. Otros, como el Par, no descartaban votar la candidatura que encabeza el alcalde socialista de A Coruña, Francisco Vázquez. "No podemos votar al PP por el trasvase del Ebro", decía un portavoz del Par.

El PP admitía ayer que era difícil su victoria, pero mantiene para la votación definitiva del domingo la candidatura encabezada por la actual presidente de la FEMP, Rita Barberá. Por la mañana, Ana Mato ofreció al secretario de Organización del PSOE, José Blanco, la retirada de ambos candidatos, de Vázquez y Barberá, y establecer una candidatura de consenso presidida por un representante de CC, según los socialistas. Por la noche, el PP dijo que la oferta al PSOE no se refería a la votación de la Presidencia sino de la Mesa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 22 de noviembre de 2003