Sanidad achaca el brote de legionela de Alcoi a un fallo en una empresa

El alcalde, del PP, advirtió de que la bacteria es un problema que "jamás desaparecerá"

El último brote de legionela de Alcoi se ha producido por un fallo en el método de cloración del agua del sistema de refrigeración de una industria de Alcoi, según reconoció ayer la Consejería de Sanidad. Este fallo ha desencadenado el contagio de al menos cuatro personas de avanzada edad, dos hombres y dos mujeres de entre 81 y 71 años, que se encuentran ingresados en el hospital Virgen de los Lirios. En los próximos podrían registrarse nuevos ingresos.

El primero de los afectados fue hospitalizado el 3 de noviembre y no se descartan nuevos ingresos "que se irán confirmando puntualmente" a lo largo de la próxima semana, según explicó ayer en Alcoi el director general de Salud Pública de la Consejería de Sanidad, Manuel Escolano. De este brote se ha descartado un paciente de Ibi y cuyo contagio confirmó el jueves la Consejería de Sanidad. La industria en la que se ha localizado el foco de contagio de los cuatro ingresados cumplía el decreto para la prevención de la legionelosis, se abastecía de la red pública de agua y sus responsables "han dado siempre muestras de colaboración a la hora de aplicar el protocolo de prevención".

El director general de Salud Pública no desveló la ubicación del foco de contagio aunque señaló que se encuentra en una industria que "repercute sobre la ciudad". Escolano puntualizó que el fallo que había provocado la presencia de la bacteria viva en esta instalación de refrigeración se había producido en la motorización que controla la dosificación de cloro en el agua que alimenta su sistema de refrigeración, y explicó que este método se basa en una aportación sistematizada, periódica y automatizada del agua que utilizan las industrias con instalaciones susceptibles de transmitir la bacteria y que revisan los técnicos de manera continuada.

Escolano reconoció la necesidad de incrementar los sistemas de control y de aporte continuo de biocidas a los sistemas de refrigeración para evitar en el futuro nuevos brotes. "Sabemos que el camino emprendido es el correcto, pero hay que seguir trabajando para reducir la incidencia de la bacteria", señaló el responsable de la Generalitat, que cifró en 356 las inspecciones realizadas a las instalaciones de riesgo desde el pasado mes de septiembre en que se estableció el periodo de máximo riesgo para la proliferación de la bacteria. "El nivel de exigencia en Alcoi y en Cocentaina no se lleva en ningún otro lugar de España", aseguró Escolano.

El director general de Salud Pública reiteró que "la orografía y la situación industrial en convivencia con la población" en esta población condicionan que una simple emanación de la bacteria derive en una agrupación de casos. El alcalde de Alcoi, Jordi Sedano concluyó que el de la legionela es un problema que "jamás desaparecerá" en la ciudad, aunque acto seguido dijo que las actuaciones desarrolladas han rebajado "paulatinamente la intensidad de los brotes".

El Área de Salud de Alcoi ha registrado más de 300 casos de neumonía por legionela en los cuatro últimos años en 13 brotes localizados en Alcoi, Cocentaina e Ibi, además de otros contagios aislados que las autoridades sanitarias han desvinculado de estos brotes. El anterior brote de legionela de Alcoi se detectó en la segunda quincena del mes de julio y afectó a cinco personas que precisaron los cuidados de los especialistas del hospital Virgen de los Lirios. Manuel Escolano señaló ayer que esta agrupación temporal de casos no debería haberse considerado como brote ya que dos de los pacientes de este grupo podrían haberse contagiado de un foco distinto al resto, y explicó que estos dos pacientes habían estado trabajando con obras en sus casas y utilizando agua de pozos particulares. "La agrupación espacio temporal de estos dos casos y el resto no estaba excesivamente clara", señaló ayer Manuel Escolano.

Las autoridades sanitarias han considerado que el contagio de todos los pacientes de los distintos brotes desarrollados en el Área de Salud de Alcoi es de origen medioambiental y que la legionela ha proliferado su presencia a través los sistemas de refrigeración de las industrias.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 08 de noviembre de 2003.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50