Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un problema en aviones de Iberia deja a cientos de pasajeros sin maletas

Viajeros con destino a Barcelona tardaron hasta cinco días en recuperar sus equipajes

Un problema en el mantenimiento de las bodegas de los aviones Airbus que posee Iberia ha ocasionado que cientos de pasajeros hayan volado en los últimos días sin sus maletas. Así, la pérdida de equipajes en el aeropuerto de Barcelona o de Madrid no remite. Un millar de maletas se acumulaban ayer en El Prat a la espera de ser devueltas a sus dueños. Unas 300 están en los carros que utilizan los gestores del equipaje de Iberia, el llamado servicio de handling.

Al igual que ocurrió en plenas vacaciones, cuando hasta 4.000 maletas quedaron retenidas en El Prat, nadie asume el problema y los actores implicados en el funcionamiento del aeropuerto se responsabilizan unos a otros, para desesperación de los viajeros, que han de hacer un largo vía crucis para recuperar sus maletas. En el mejor de los casos, tardan entre tres y cinco días, siempre que fueran pasajeros con destino a Barcelona. Es el caso de Josep Lluís Lajara, que en un viaje a Madrid perdió una maleta a la ida y otra a la vuelta. O de James Moody y su novia, que llegaron el domingo de Londres para pasar una semana de vacaciones y hasta ayer no les localizaron la maleta. Lo mismo le ocurrió a Narcís Perch pero al revés: viajó el sábado a Dublín (Irlanda) y todavía espera su equipaje.

AENA, entidad pública que gestiona los aeropuertos, elude cualquier responsabilidad y afirma que las competencias en el reparto de equipaje corresponden a las compañías de handling. Por su parte, los portavoces de Iberia aseguran que se trata de una "incidencia puntual debida a los problemas derivados de la falta de acuerdo con Airbus sobre el adecuado procedimiento de mantenimiento de las bodegas de los aviones de estos últimos días".

El mantenimiento de las bodegas ha sido cuestionado por el sindicato de pilotos Sepla y ha originado una inspección de la flota de aviones por parte de Aviación Civil. Según fuentes de Iberia, esta inspección ha provocado que hasta 17 aviones salieran sin carga durante unos días, pero "la situación se está normalizando y en un par de días estará solventada". Iberia se comprometió ayer a sustituir todos los paneles interiores de las bodegas donde van las maletas según las recomendaciones del fabricante del Airbus 319 y 321. La aerolínea añade que sólo unas 200 de las maletas que hay acumuladas en El Prat corresponden a vuelos de Iberia, y que el resto son de otras compañías.

Sin embargo, los trabajadores del servicio de handling van más allá y acusan a los pilotos de bloquear las bodegas de los aviones "por capricho, para presionar en la negociación del convenio", extremo que niegan fuentes del sindicato de pilotos Sepla. "Que se carguen o no maletas no es en absoluto una decisión de los pilotos", afirma el sindicato. Sea como sea, los encargados de gestionar las maletas apuntan que el problema de pérdida de equipaje es "crónico" porque el aeropuerto de El Prat se ha quedado pequeño para gestionar el tráfico que soporta.

Ayer, decenas de personas acudieron indignadas a la sala donde se almacenan las maletas y a las ventanillas de equipaje perdido del interior del aeropuerto. Algunos encontraron su equipaje, pero del de otros, nadie sabe nada. Mientras, la Dirección General de Consumo de la Generalitat tramita el expediente informativo abierto tras el caos de agosto.

Por otra parte, un fallo en el ordenador central de facturación de Iberia en Barajas provocó ayer que los vuelos que tenían que salir entre las cuatro y las cinco de la tarde lo hicieran con retrasos de entre 10 y 15 minutos. Los empleados de la compañía tuvieron que efectuar las tareas de embarque de forma manual, informa Francisco Javier Barroso.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 19 de septiembre de 2002