Interior afirma que ha triplicado el número de expulsiones de inmigrantes en lo que va de año

19.290 extranjeros no han podido entrar en España o han sido devueltos o repatriados

El Gobierno expulsó, denegó la entrada en España o devolvió a su país de origen a 19.290 extranjeros desde el 1 de enero hasta el 31 de mayo de 2002. El ministerio del Interior informó ayer sobre el número de expulsiones materializadas (3.634), que ya casi alcanzan las 3.817 que se produjeron en todo el año pasado y triplican de sobra las del mismo periodo de 2001, pero se negó a facilitar las órdenes de expulsión dictadas. El PSOE criticó el baile de cifras y afirmó que el Gobierno intenta confundir el alcance real de las expulsiones, 'facilitando datos parciales, sumando categorías distintas y presentándolos de manera interesada'.

Más información

El pasado 24 de abril, el delegado del Gobierno para la Extranjería y la Inmigración, Enrique Fernández-Miranda, compareció en el Congreso de los Diputados para hacer públicas las cifras sobre los extranjeros irregulares que fueron expulsados en el año 2001. Fernández-Miranda dio en esa ocasión una cifra global de 44.841 personas expulsadas, cifra que contenía tanto las órdenes de expulsión dictadas y no materializadas, como las devoluciones -los extranjeros que llegan a España a través de las costas y son enviados de vuelta a sus países en virtud de acuerdos internacionales de repatriación- y los rechazos en frontera -denegaciones de entrada por no cumplir con los requisitos legales para acceder a España-.

Los 19.290 irregulares expulsados en los cinco primeros meses de este año no son comparables con la cifra global para el año pasado dada por Fernández-Miranda, ya que el ministerio del Interior ha utilizado ahora sumandos distintos. En vez de referirse a las órdenes de expulsión dictadas, esta vez Interior ha recurrido a las materializadas; es decir, al número exacto de inmigrantes que abandonaron España con una orden de expulsión, que entre enero y mayo fue de 3.634. Esta cifra triplica la que se produjo en los cinco primeros meses del año pasado y casi alcanza las 3.817 expulsiones materializadas en 2001, aunque Fernández-Miranda no quisiera darla en su comparecencia de abril.

El dato proporcionado ahora por Interior, incluye también los rechazados en frontera. En este apartado, también se ha registrado un aumento, aunque menor que el de las expulsiones. En los cinco primeros meses del año fueron rechazadas en las fronteras españolas españoles 3.857 personas, 1.106 más que en los cinco primeros meses de 2001 (2.751). En todo el año pasado, se impidió la entrada a 8.881 extranjeros.

Baile de cifras

También han aumentado las devoluciones solicitadas por España en virtud de acuerdos bilaterales de readmisión -firmados con Marruecos, Colombia, Ecuador, República Dominicana, Polonia y Rumanía-, que superan ya la mitad de las realizadas en 2001.

Entre el 1 de enero y el 31 de mayo, el Gobierno impulsó la devolución de 11.799 extranjeros, casi cuatro veces más que en el mismo periodo del pasado año (3.627) y el 50% de todas las devoluciones realizadas en 2001. Pese a este dato, Fernández-Miranda insiste en el supuesto efecto llamada de la anterior Ley de Extranjería, que salió adelante con el apoyo de toda la oposición y fue reformada por el PP en diciembre de 2000.

El PSOE criticó ayer el baile de cifras del Ejecutivo. La secretaria socialista de Políticas Sociales y Migratorias, Consuelo Rumí, le acusó 'de facilitar únicamente datos parciales, sumando indiscriminadamente categorías distintas y presentándolos de manera interesada para intentar ofrecer una imagen de eficacia que no se corresponde en absoluto con la realidad'. Rumí acusó a Interior de mentir 'cuando afirma que durante los cinco primeros meses de este año se expulsó a más de 19.000 inmigrantes, ya que no han llegado a 4.000'. Para la diputada socialista, el Gobierno 'sigue intentado confundir sobre el alcance real de las cifras de expulsiones, devoluciones y rechazos de inmigrantes irregulares, mezclando datos distintos'. El ministerio del Interior atribuye la mayor eficacia policial contra la inmigración ilegal a la puesta en marcha de las nuevas Unidades contra las Redes de Inmigración Ilegal y Falsificaciones Documentales.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción