Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
NOTICIAS Y RODAJES

Bajo Ulloa exige a la productora de 'Airbag' 210.000 euros

Asegarce declaró sólo 120.000 de beneficios

Juanma Bajo Ulloa, guionista y director de cine, ha demandado en el Juzgado de Primera Instancia número 58 de Madrid a la empresa Asegarce Zinema, SA (actualmente Bainet Zinema), de la que es accionista el cocinero y ocasional actor Karlos Arguiñano, por el impago de cerca de 210.000 euros en concepto de beneficios de la película Airbag. El realizador vasco considera que los 12.600 euros (lo equivalente a pesetas cuando se redactó la demanda) que recibió de beneficio neto y los 24.000 en porcentajes, correspondientes al 10,6% pactado y en concepto de coguionista, no corresponden con las ganancias reales de la película.

Airbag se estrenó en junio de 1997, fue vista por 2.200.000 espectadores y recaudó aproximadamente 6 millones de euros sólo en taquilla y al margen de otros ingresos, convirtiéndose en una de las películas más taquilleras. El récord se mantuvo hasta el estreno de Torrente, el brazo tonto de la ley, de Santiago Segura, que se acercó a los 12 millones de euros. El coste de la película Airbag ascendió a casi cuatro millones de euros, según consta en la liquidación de Asegarce del 31 de diciembre de 1999. Los ingresos y gastos de Airbag no coinciden en las distintas declaraciones de la productora. Pero, en concreto, en la correspondiente a la misma fecha, el beneficio neto reconocido fue de sólo algo más de 120.000 euros.

La petición se ha presentado una vez que 'la buena disposición de Bajo Ulloa para alcanzar un arreglo extrajudicial resultara baldía durante más de cuatro años', según reconoció él mismo ayer. El director resaltó que depositó su confianza en la gestión de Asegarce con el convencimiento de que estaría presidida por 'el interés común, la transparencia y la competencia'. Asegarce, por su parte, ha defendido siempre la bondad de su liquidación y no tuvo inconveniente en que se realizara una auditoría a sus cuentas a petición de Carlos E. de Aza, abogado de Bajo Ulloa.

Precisamente, fue el resultado de la investigación, que dejaba al descubierto más de 1,2 millones de euros sin justificar, lo que propició la demanda. 'No estamos preocupados. Que haga lo que le parezca', señaló un portavoz de Asegarce al saber la decisión,

'Resulta inconcebible y paradójico que los productores de una de las películas más taquilleras del cine español no sólo digan que no hay beneficios de Airbag, sino que además continúen produciendo películas del mismo tipo', argumenta Bajo Ulloa. Tras el éxito de Airbag, Asegarce rodó Año Mariano, con el mismo equipo salvo Bajo Ulloa, que prefirió desmarcarse del proyecto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 22 de marzo de 2002