Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA PALABRA

Sincronizar

Para el diccionario académico sincronizar es 'hacer que coincidan en el tiempo dos o más movimientos o fenómenos'. En el uso clásico de la palabra, se podía hablar de sincronizar dos relojes, para que marcaran la misma hora.

La palabra viene en último extremo del griego, en el que sin- es un prefijo frecuente (aparece por ejemplo en sintonía) que significa con o unión, y cronos quiere decir tiempo (como se ve por palabras como cronómetro).

Pero el término sincronización se usa hoy con otro sentido: hacer que los contenidos (ficheros, números de teléfono, o cualquier otra cosa) que hay en dos dispositivos sean iguales. Uno puede sincronizar la agenda con el ordenador, éste con el teléfono móvil, etcétera. La palabra se ha extendido a medida que la gente con el uso de agendas, móviles y ordenadores portátiles adquiere distintos datos en diferentes lugares, con la consiguiente necesidad de compartirlos.

En la sincronización normalmente se escoge un equipo como principal, y el otro se sincroniza con respecto a él, aunque también puede haber una sincronización bidireccional, en la que cada uno de los dos aparatos traspasa al otro la información que al otro le falta. Siempre pueden caber conflictos: supongamos una cita fijada para una hora en la agenda electrónica y para otra en el teléfono móvil: ¿cuál debe prevalecer? Por lo general los programas de sincronización permiten establer reglas por las cuales el usuario determina cuál de los dos manda, pero en el caso de una contradicción, el programa pedirá intervención humana para resolverla.

La unión entre dispositivos que se sincronizan se suele hacer mediante cable, pero cada vez es más frecuente usar un puerto de rayos infrarrojos para la comunicación.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 7 de marzo de 2002