Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Barcina retrasa cinco días parar las obras de la Plaza del Castillo

La alcaldesa de Pamplona, la regionalista Yolanda Barcina, ha ordenado finalmente la paralización de las obras de construcción del aparcamiento de la céntrica Plaza del Castillo, una exigencia del pleno de la corporación cuyo cumplimiento ha demorado la primera edil durante casi una semana tras ordenar a los servicios jurídicos municipales que estudiasen el contenido de la moción, aprobada el pasado jueves.

El informe de los letrados del Ayuntamiento pamplonés ha sido claro. La moción, aprobada por la mayoría de la oposición y de obligado cumplimiento para el equipo de gobierno, se limitaba a plantear la prioridad de que continuasen las excavaciones arqueológicas en el lugar, pero los servicios jurídicos estiman que exige implícitamente la paralización de las obras. Barcina ha retrasado este tiempo la decisión a que estaba obligada en la confianza de que el informe le permitiese compatibilizar la obra del aparcamiento y los trabajos arqueológicos.

Ello obligará al consistorio a modificar el contrato de obra con la firma adjudicataria del proyecto, Estacionamientos y Servicios, una filial de la constructora FCC.

Necrópolis musulmana

Barcina ordenó ayer finalmente parar los trabajos de construcción del aparcamiento y a continuación cargó contra la oposición, a la que achacó toda la responsabilidad de que la Plaza del Castillo vaya a estar intransitable durante las fiestas de San Fermín del próximo mes de julio.

Las excavaciones arqueológicas en el lugar han hallado en los últimos días una nueva necrópolis, ésta musulmana, datada entre los siglos VIII y IX. Se trata de más de una docena de enterramientos orientados hacia La Meca. Según Barcina, los nuevos hallazgos ponen de manifiesto el rigor del proceso arqueológico que se está realizando.

Sin embargo, la alcaldesa se mostró mucho más preocupada por el costo económico que va a suponer la decisión de parar un proyecto sin contar previamente con los necesarios expedientes técnicos, jurídicos y económicos que respaldaran la decisión. Representantes del Ayuntamiento y la empresa adjudicataria se reunirán próximamente para que Estacionamientos y Servicios pueda presentar alegaciones. Distintas fuentes cifran en nueve millones de euros (casi 1.500 millones de pesetas) las indemnizaciones que tendría que pagar el consistorio si la moratoria de los trabajos supera los seis meses.

La alcaldesa manifestó que el plan de trabajo de la empresa adjudicataria dejaba cubierta media Plaza del Castillo durante los próximos sanfermines y que ahora los intereses de la oposición conseguirán que toda el lugar se encuentre intransitable durante la fiesta mayor de la ciudad. 'Por querer dar una bofetada a UPN lo han hecho en la mejilla de todos los ciudadanos con este despropósito que ahora debemos resolver nosotros', aseguró.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 27 de febrero de 2002