Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Reformar la Constitución

La Constitución de 1978 estableció para el Senado las funciones de Cámara de segunda lectura, y de vocación autonómica o territorial. Ha cumplido la primera función pero la segunda está aún por desarrollar. Sólo ha tenido un avance con la reforma reglamentaria que creó en 1994 la Comisión General de Comunidades Autónomas, apenas utilizada.

Además del PP, el PSOE es el partido que tiene una propuesta más definida para la reforma del Senado, aunque apuesta por la vía de la modificación constitucional. Con su reforma, pretende cambiar el papel del Senado de raíz, desde su propia composición, de modo que la mitad de los senadores sean elegidos por comunidades autónomas, en vez de por circunscripción provincial, como ahora. Pretende también cambiar las relaciones entre Congreso y Senado, dando preponderancia en la tramitación parlamentaria a la Cámara alta sobre el Congreso, para lo que propone la reforma del Título III de la Constitución.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 21 de enero de 2002