Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crónica:

"No había manera de pararle"

Gasol logra 31 puntos y 5 tapones ante los Suns y el técnico rival se deshace en elogios

'A Gasol hay que tenerle respeto'. El novato de Sant Boi se ha ganado la consideración de la NBA, a pesar de ser un españolito recién llegado. La frase la dijo Shawn Marion, ala-pivot del Phoenix Suns, tras comprobar la mejor actuación de Pau Gasol en la NBA. El español en dos meses se ha instalado a base de golpes, canastas y una mentalidad arrolladora entre los mejores jugadores de la Liga. El jugador de los Grizzlies completó su mejor partido, en cuanto a anotación, al lograr 31 puntos en la victoria de su equipo 102-96 ante los Suns. Además el español atrapó siete rebotes y colocó cinco tapones. Hasta Jason Williams, crítico con el novato en los últimos días, claudicó: 'No es fácil expresar lo bien que jugó'.

A falta de menos de cinco minutos para el final del encuentro, Memphis perdía 92-83. A partir de ese momento, Gasol fue el martillo ofensivo del equipo. Cinco de las siguientes siete posesiones de los Grizzlies acabaron con canasta del español, sin que su defensor, el griego Jake Tsakalidis, pudiera hacer nada para impedirlo. El pivot de Phoenix fue la víctima propicia para el novato. Un jugador alto y lento de movimientos, incapaz de parar las acometidas de su contrincante. Ni el griego ni nadie. Así de claro se expresó el técnico de los Suns, Scott Skiles: 'Daba igual a quién pusiera sobre él; no había manera de pararle'. Gasol exhibió en el escenario del América West Arena de Phoenix todo su repertorio ofensivo. Otra vez el gancho de izquierda dejó noqueado a todos.

'Ellos han confiado en mí y yo intenté anotar siempre que recibía el balón. Me siento a gusto jugando en el poste ante jugadores grandes ya que puedo aprovechar mi mayor velocidad'. Anotó 12 de los 20 tiros de campo que intentó, y además tuvo un buen porcentaje en los tiros libres. En los dos últimos encuentros, Gasol ha lanzado 37 veces a canasta. En los 35 partidos disputados lleva acumulados 433 tiros, un promedio de 12 por encuentro. En sus dos últimas actuaciones más de 18 intentos de media y los resultados no han podido ser mejores: buenos porcentajes y buenos resultados para él y para el equipo. La cosa parece clara, a más Gasol en ataque, mejores noticias para los Grizzlies. ¿Estarán Sidney Lowe y Jason Williams por la labor de dar más presencia al español en ataque?

Pau Gasol es de esos jugadores que gana en motivación cuando recibe un mensaje en su contra o se enfrenta a los mejores. Le sucedió con Kevin Garnett, y casi siempre que se ha enfrentado a buenos jugadores o equipos ha destacado: Duncan, Mutombo, los Lakers. Sólo falló cuando se vió las caras con Michael Jordan. El extra de motivación llegó esta vez tras la primera crítica que la prensa de Memphis le lanzó: falta de asimilación de los sistemas de ataque y su fatiga física. A la acusación, el español ha respondido con 20 puntos y 10 rebotes ante el Toronto Raptors y su soberbia actuación ante los Suns. 'Es verdad no estoy acostumbrado a jugar tantos partidos, pero yo estoy aquí para triunfar, para trabajar duro. Me encanta que me digan que he tocado techo'.

Los Grizzlies han capeado el temporal después de cuatro derrotas consecutivas y la salida de tono de Jason Williams. El técnico del equipo, Sidney Lowe, ha destacado la metamorfosis que se ha producido en sus jugadores en los dos últimos encuentros: 'Estoy muy contento con el cambio de mentalidad que el equipo ha tenido en los dos últimos partidos. Hemos jugado un gran encuentro como conjunto y Gasol fue siempre el jugador decisivo a la hora de conseguir los puntos que nos permitieron mantenernos en el marcador y lograr la victoria'. Las últimas actuaciones de Gasol le postulan como máximo candidato a ser rookie del mes de enero en la conferencia Oeste, siempre que los Grizzlies lo estimen oportuno. Sería el primer europeo en lograr el galardón en dos ocasiones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de enero de 2002