Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
NOTICIAS Y RODAJES

Álex de la Iglesia produce y dirige '800 balas', un 'marmitako western'

El rodaje comienza el 21 de enero en Almería.

Con un discurso inteligente, teñido de humor y brillantez, el director Álex de la Iglesia mantuvo entusiasmadas el miércoles a un centenar de personas que asistieron a la presentación de una de sus película en DVD en Madrid. Con 36 años recién cumplidos, este realizador está embarcado en una nueva aventura: producir la película que empieza a rodar el mes que viene, 800 balas, con un estilo 'más parecido al marmitako western que al spaghetti western', apunta. Rodará en el desierto de Tabernas, en Almería, una historia en la que el propietario de un poblado del Oeste quiere expropiar los terrenos. El guión de la sexta película de este director ha sido escrito por Jorge Guericaechevarria y él mismo. El reparto está encabezado por Carmen Maura, Eusebio Poncela y Sancho Gracia. No tiene seleccionado todavía al actor infantil y hasta el momento ha visto la actuación de 1.500 chavales. 'Lo que busco es un niño con cara de malo, que sea travieso, que tenga las orejas grandes y que le falte algún diente'.

El presupuesto para este filme supera los 800 millones de pesetas y hasta el momento no ha habido nadie que se sume al mismo, salvo Pánico Films, la empresa que recientemente ha creado Álex de la Iglesia. 'Estoy abierto a aceptar decenas de millones de pesetas de cualquiera que me quiera', dice en tono socarrón, y ciertamente escarmentado de su relación profesional con el productor Andrés Vicente Gómez, propietario en estos momentos del guión de Fumanchú, su anterior proyecto cinematográfico y que nunca será rodado por él.

Para realizar Fumanchú tal y como su autor la ideó se necesitaban 20 millones de dólares (cerca de 4.000 millones de pesetas), y el productor le ofreció casi a punto de comenzar la preproducción 10 millones de dólares. La historia, según contó De la Iglesia, comienza cuando Fumanchú, que es traficante de órganos, vende un corazón en el Vaticano y poco después se produce un tiroteo en la Capilla Sixtina. 'Para hacer las cosas bien no se pueden hacer a medias y con el dinero que me ofrecía era imposible que todo surgiese como estaba previsto', señala el director.

El día de la bestia, una de las películas de mayor éxito de este realizador, ha salido a la venta en DVD, en una nueva versión en la que De la Iglesia explica detalladamente algunos planos de su película y, sobre todo, se han eliminado algunas manchas que aparecían en la cinta además de algunos movimientos extraños.

Una vez acabada su intervención, la gente se agolpó en torno a él. Unos le pedían consejos para adentrarse en el mundo de la cinematografía; otros, que les firmase en libros, tarjetas, y hubo quien llegó a solicitarle trabajo en 800 balas. 'Soy actor mexicano y sé montar a caballo. ¿Tengo alguna posibilidad de figurar en su nueva película?', le dijo uno. Su respuesta fue inmediata: 'Llama a la productora y tal vez tengamos un hueco'. El joven abandonó la sala sonriente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 7 de diciembre de 2001