Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Microsoft permitirá a los fabricantes de ordenadores que incluyan programas informáticos de empresas rivales

Microsoft anunció ayer que modificará los acuerdos de licencia de sus programas informáticos con los fabricantes de ordenadores, para adecuarse a las decisiones judiciales que condenaron sus prácticas contra la competencia. Ello implica el fin de la exclusividad de los programas de Microsoft y la luz verde para que los fabricantes de ordenadores puedan incluir en sus aparatos programas de otras empresas rivales, como RealNetworks o AOL Time Warner.

Los fabricantes también podrán retirar los iconos de los productos de Microsoft de las computadoras que usen el sistema operativo de Windows. De esta forma, Microsoft se ve obligada a cumplir con la decisión del Tribunal de Apelaciones, en la que se indicaba que la empresa había violado las leyes con sus acuerdos con los fabricantes.

La Corte de Apelaciones de Estados Unidos consideró que los acuerdos firmados entre Microsoft y los fabricantes constituían en la práctica un monopolio, al evitar que otras empresas informáticas incluyesen sus programas dentro del sistema operativo Windows. La última versión del sistema operativo Windows XP, que se lanzará el próximo mes de octubre, incluirá ya este cambio en la relación con los fabricantes.

Las compañías que producen ordenadores también podrán retirar el navegador Explorer de Microsoft, cuya inclusión en los ordenadores en detrimento del navegador Navigator, desarrollado por Netscape, fue uno de los motivos del comienzo de las denuncias judiciales contra la empresa de Bill Gates.

El director general de Microsoft, Steve Ballmer, anunció que este acuerdo no tiene nada que ver con las conversaciones con el Departamento de Justicia tendentes a resolver el proceso legal contra la empresa. "Queremos adoptar las medidas necesarias de inmediato, a la luz de las decisiones judiciales", señalo Ballmer.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 12 de julio de 2001