_
_
_
_

Los empresarios piden medidas urgentes para legalizar a los inmigrantes

Las patronales proponen que se seleccione a los trabajadores extranjeros en origen

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo

¿Quieres añadir otro usuario a tu suscripción?

Si continúas leyendo en este dispositivo, no se podrá leer en el otro.

¿Por qué estás viendo esto?

Flecha

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo y solo puedes acceder a EL PAÍS desde un dispositivo a la vez.

Si quieres compartir tu cuenta, cambia tu suscripción a la modalidad Premium, así podrás añadir otro usuario. Cada uno accederá con su propia cuenta de email, lo que os permitirá personalizar vuestra experiencia en EL PAÍS.

En el caso de no saber quién está usando tu cuenta, te recomendamos cambiar tu contraseña aquí.

Si decides continuar compartiendo tu cuenta, este mensaje se mostrará en tu dispositivo y en el de la otra persona que está usando tu cuenta de forma indefinida, afectando a tu experiencia de lectura. Puedes consultar aquí los términos y condiciones de la suscripción digital.

La patronal de Terrassa CECOT, implantada en una de las zonas con más inmigración, lleva dos años defendiendo en todos los foros económicos y sociales que a medio y largo plazo hay que caminar hacia la selección del trabajador extranjero en su país de origen en función de las necesidades de mano de obra. Pero ante la situación que se vive en Cataluña, con centenares de inmigrantes encerrados en iglesias para pedir papeles, la patronal vallesana considera que hay que tomar medidas provisionales para evitar un mal mayor.

El presidente de la CECOT, Eusebi Cima, anima a los políticos a que ante una situación excepcional se promulguen 'leyes provisionales para que los inmigrantes que puedan acceder a un trabajo, porque ya lo tengan o porque estén capacitados, puedan regularizar su situación en unos 10 días y no en meses'.

Más información
Los empresarios piden medidas urgentes para legalizar a los inmigrantes

Según Cima, ante la situación de hecho que constituye la existencia de miles de inmigrantes sin papeles en Cataluña, 'hay que buscar soluciones para integrar laboralmente a los que tengan formación, que son muchos'. Los que no tengan ningún tipo de especialización y no puedan encontrar empleo deberán ser expulsados del país, según Cima.

Esta regularización, 'que en ningún caso tendría que ser masiva', según la patronal vallesana, deberían proponerla los políticos y avalarla los empresarios y las fuerzas del orden, con el fin de integrar laboralmente a los inmigrantes ilegales que puedan acceder a un empleo.

En este mismo sentido se pronunció el secretario general de la CECOT, David Garrofé, quien considera que la solución a los problemas de los inmigrantes 'pasa por las empresas'. Según Garrofé, habría que tender a la selección en origen de los trabajadores extranjeros y agilizar la burocracia. Respecto a los inmigrantes que ya se encuentran en España, Garrofé apunta que hay que encontrar la forma de legalizar a los que puedan trabajar en los sectores más escasos de mano de obra, aunque en ningún caso 'se puede hacer una regulación automática y general'.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
SIGUE LEYENDO

Ofertas para los 'sin papeles'

Una de las iniciativas de la CECOT ha sido crear una bolsa de trabajo para inmigrantes tanto legalizados como sin papeles. En el caso de los segundos, se pone en contacto al trabajador con la empresa y, si responde al perfil deseadp, se realiza una preoferta mientras la empresa tramita, con el asesoramiento de la CECOT, los papeles en el país de origen del inmigrante. Así, éste obtiene la regularización inmediata.

José Luis Salido, responsable de formación de Fomento del Trabajo, afirma: 'Los empresarios están dispuestos a intervenir en los foros previstos por la Ley de Extranjería y otros que se puedan crear para facilitar la inserción de los emigrantes que ya se encuentran aquí'. Salido opina que los empresarios deben colaborar con las administraciones públicas para determinar cuáles son los sectores concretos que precisan más mano de obra y qué formación se requieren.

El presidente de la patronal Pimec-Sefes, Josep González, dice que los encerrados en las iglesias 'son gente que vienen a trabajar y se deben buscar mecanismos para normalizar su situación'. González cree que elproblema de la falta de mano de obra se va a agudizar y lo lógico sería que 'el que venga con una cualificación pase los trámites burocráticos'.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_