Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Solteros y jubilados colonizan la costa

Entre 1991 y 1998 el número de personas mayores europeas en la provincia de Alicante ha aumentado de manera considerable y constante. Dos tercios de los europeos de la provincia de Alicante, es decir en torno a un 66%, tiene más de 50 años. Entre los suizos, la cifra alcanza el 77% y entre los suecos, el 75%.

Según los datos analizados por el profesor Andreas Huber, el 36% de los residentes comunitarios de Alicante tiene más de 65 años. Casi la mitad de los suizos supera esa edad. Sorprendentemente los varones predominan sobre las mujeres en los grupos de edad superiores, los que van de los 65 años a más de 75. En la población general hay más mujeres en ese sector a causa de su mayor esperanza de vida al nacer y por la sobremortalidad masculina. 'Lo más probable es que la posibilidad de volver al país de procedencia después del fallecimiento de uno de los miembros de la pareja es más grande entre las mujeres que entre los hombres', apunta Huber, aunque también reconoce que quizá el cabeza de familia, que es el hombre generalmente, sea el único que se ha inscrito en el censo municipal de cada Ayuntamiento. Pero también se detecta que hay más varones solteros y solitarios que trasladan su residencia a la Costa Blanca.

Esta situación indica que este grupo de residentes extranjeros necesita mayores dotaciones asistenciales y sanitarias. Son personas de edad avanzada que requieren atención médica y cuidados especializados en centros geriátricos, tanto públicos como privados, según concluye el profesor.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 5 de febrero de 2001