Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
AGENDA

Virtuosismo y versatilidad

La mezzosoprano estadounidense Jennifer Larmore es una apasionada intérprete del repertorio belcantista con corazón inequívocamente rossiniano. Desde hace una década se pasea por los mejores teatros del mundo dando vida a las protagonistas de El barbero de Sevilla, La italiana en Argel o La Cenerentola, títulos con los que ha conquistado coliseos líricos como el Covent Garden de Londres, la Ópera de París, el Metropolitan Opera House y la Ópera de Viena y ha conseguido sus mayores éxitos discográficos. Pero Larmore, nacida en Atlanta, no admite etiquetas en su repertorio, como demuestra el ambicioso repertorio del recital que esta noche protagoniza en el Liceo, en el que, de Claudio Monteverdi a Samuel Barber, recorre cuatro siglos de historia de la música.

Acompañada por el pianista francés Antonie Palloc, Larmore debuta en el nuevo Liceo con un recital de alto compromiso vocal que exige grandes dosis de virtuosismo técnico y versatilidad estilística.

El universo barroco y la canción española se dan la mano en la primera parte del recital, que arranca con arias de Vivaldi, Stradella, Händel, incluye una perla de Monterdi como el aria de Ariana Lasciatemi morire y concluye con canciones de Rossini, Joaquim Nin, Carlos Guastavino y dos páginas clásicas de Ferran Obradors: Del cabello más sutil y El vito.

La segunda parte reúne canciones de Claude Debussy, Kurt Weill, Barber y Jake Heggie.- J. P. S.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 4 de noviembre de 2000