Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El empresario que alegó contra el Medpark logró 'a dedo' la concesión para construir Panoramis

Responsables de Inmuebles Arb, SL, cuyas alegaciones sirvieron de base al Consell para anular el plan especial del Parque Científico del Mediterráneo, obtuvieron de la Administración, a través de la mercantil Marina de Poniente, una recalificación de usos del suelo en el puerto de Alicante que les permitió edificar el complejo de ocio Panoramis. El empresario Antonio Ramón-Borja es consejero en ambas firmas. La concesión de Panoramis se realizó sin concurso público. La operación está recurrida por el PSPV y NE ante el Tribunal Superior de Justicia.

Antonio Ramón-Borja Berenguer, consejero delegado de la empresa que alegó contra el Medpark, es a su vez consejero de la firma Marina de Poniente, mercantil que obtuvo de la Administración del PP la concesión para construir el centro lúdico Panoramis, sin mediar concurso público, es decir, a dedo. Un grupo de empresarios que gestionaba los Depósitos Francos del Puerto de Alicante, entre ellos Antonio Ramón Borja, constituyeron Marina de Poniente para sustituir la viejas naves portuarias, explotadas en régimen de concesión portuaria, por el complejo lúdico. Toparon con varios y graves problemas. El Plan Especial del Puerto no permitía que la zona de los depósitos se empleara para la actividad lúdica. Además, la concesión portuaria se ceñía, exclusivamente, a la actividad de almacenaje.

La Administración no tuvo reparos en recalificar la zona -a través de una modificación del Plan Especial del Puerto- ni en cambiar los usos. Atípicamente respetó la concesión, a pesar de que la actividad para la que fue otorgada originariamente era distinta. Además, evitó el concurso público, y adjudicó a dedo a los citados empresarios la concesión en el muelle de poniente. La Administración, por otro lado, utilizó los mismos argumentos que la empresa de Antonio Ramón-Borja para anular de origen el Medpark, proyecto bandera del rector Andrés Pedreño para ampliar el Campus de Sant Vicent del Raspeig. Las objeciones que planteó Inmuebles Urb SL, son un calco a las que el Consell esgrimió para tumbar el plan del Medpark.

El grupo socialista en el Ayuntamiento de Alicante, en la oposición, denunció que la modificación de usos que se imponía en el puerto con la complacencia del gobierno local del PP era un "pelotazo de primer orden". El PSPV y Nova Esquerra recurrieron los acuerdos de la Autoridad Portuaria ante el TSJ, tribunal que aún no ha resuelto el contencioso-admnistrativo. Sí se pronunció el TSJ en contra de la pieza de suspensión cautelar de las obras. En estos momentos, el caso está en manos del Tribunal Supremo, que tiene pendiente de resolver el recurso contra la resolución inicial del TSJ.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 17 de octubre de 2000

Más información

  • La Autoridad Portuaria no convocó concurso público para el complejo de ocio de Alicante