Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

La delgada línea roja

Hace más de un año se pintaron las famosas líneas rojas en las principales calles de Vitoria para luchar contra el estacionamiento en doble fila y se anunció mano dura contra los infractores. Más que disuasoria, la medida ha resultado ser todo un estímulo para que los infractores dejen el coche bien alineado en paralelo. Invito a los responsables municipales a que lo comprueben a media mañana un día cualquiera.- Alberto Martínez. Vitoria.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 14 de julio de 2000