Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Juicio a directivos de una ETT y una constructora por un accidente

Responsables de una empresa de trabajo temporal (ETT) y de una firma de la construcción serán juzgados hoy en Vitoria acusados del accidente laboral que sufrió un trabajador y que le costó la amputación de varios dedos de una mano. El fiscal entiende que el operario no fue formado con antelación por la ETT ni la empresa tomó las medidas de seguridad necesarias para evitar el suceso, por lo que demanda para los tres inculpados una pena de tres años de prisión y una indemnización superior a los 13 millones de pesetas. El fiscal define los hechos como un delito contra los derechos de los trabajadores, en concurso con otro de lesiones.El Ministerio Público destaca que Jesús Muñoz fue contratado el 16 de junio de 1997 por la ETT Adecco para prestar sus servicios en una empresa de construcción cuyo gerente, M.A.A.O., y su jefe de producción, J.I.G.F., se hallan inculpados. Conforme al contrato se le asignó la categoría de peón especialista, encomendándole tareas de estampación de forja que requerían el uso de un martillo hidráulico. La acusación destaca que esta labor requería un periodo de formación de dos o tres meses.

La Inspección de Trabajo ya sancionó por infracción grave tanto a la ETT como a la firma contratante por los mismos motivos aducidos por la acusación pública. La vista se celebrará en el Juzgado de lo Penal número dos de Vitoria.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 15 de junio de 2000