Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un tribunal de EEUU rechaza que el niño Elián González pueda pedir asilo político

Elián González no crecerá en Estados Unidos; regresará con su padre a Cuba en pocas semanas. El borrador del capítulo final de la historia del niño balsero quedó escrito así por la decisión adoptada ayer por el Tribunal de Apelaciones de Atlanta. Los tres magistrados de ese tribunal sentenciaron por unanimidad que Elián no tiene derecho a solicitar por propia iniciativa el asilo político en Estados Unidos. La sentencia fue una completa derrota para los familiares en Miami del pequeño, que pretendían abrir un proceso de asilo político en contra de la opinión del padre, Juan Miguel González.

El tribunal dio un breve plazo, 14 días, a los familiares de Miami para que apelen esta sentencia. Durante ese tiempo, Juan Miguel y Elián González, que ahora residen en una casa de Washington, no pueden abandonar el territorio norteamericano. Por esa razón, el abogado de Juan Miguel, Gregory Craig, hizo un llamamiento: "Pedimos a Lázaro González [el tío abuelo de Elián que lo acogió en Miami] y a los miembros de su familia que acepten esta resolución con generosidad y dignidad. Ha llegado el momento de permitir a esta familia [Juan Miguel, su actual esposa, el hijo de ambos y Elián] que regrese [a Cuba] sin más interferencias o demoras". El propio Juan Miguel dijo ayer, en inglés: "Espero que esto termine de una vez para irme a Cuba".Los familiares de Miami presentaron una petición al Tribunal Supremo para que amplíe el periodo de estancia obligatoria en EEUU hasta que ese organismo judicial, el más alto del país, pueda ocuparse del caso. El Supremo no dio una respuesta inmediata. Janet Reno, la titular de Justicia, se felicitó por la decisión de los jueces de Atlanta, que da la razón a sus tesis. "Hemos dicho desde el primer momento que Elián pertenece a su padre, Juan Miguel González", dijo Reno. Bill Clinton comentó desde Berlín que el fondo del caso es "el vínculo entre un padre y un hijo".

Según la sentencia del Tribunal de Apelaciones, el Servicio de Inmigración y Naturalización (INS), que depende de Justicia, es el organismo competente para tratar estos asuntos de asilo. La sentencia aprueba la decisión del INS de considerar que sólo el padre de Elián es competente para pedir que su hijo tenga la condición de refugiado político en EEUU. Lázaro y Marisleysis González, el tío abuelo y la prima segunda de Elián, vieron derrotada su argumentación de que Elián, que solo tiene 6 años, debería ser autorizado a pedir por su cuenta asilo en EEUU, dado que su padre responde a consignas del régimen de Castro.

Los magistrados señalaron en su sentencia: "Nadie tiene la menor duda de que si Elián González regresa a Cuba no disfrutará del nivel de libertad que la gente tiene en EEUU. También aceptamos que la reeducación, el adoctrinamiento comunista y la manipulación del niño con propósitos de propaganda en Cuba son posibilidades reales". Pero tras efectuar esos comentarios, el tribunal fue al fondo del asunto y subrayó que el criterio del INS de que sólo los padres, cuando viven, pueden hablar en nombre de un niño de 6 años "entra dentro de los límites de lo razonable". Decidir lo contrario y darle a un niño de tan corta edad el derecho a tomar decisiones tan transcendentales hubiera sentando un precedente de incalculables consecuencias, señalaron fuentes del Departamento de Justicia. El INS, dice la sentencia, "no abusó de sus poderes" al rechazar la demanda para que Elián pudiera pedir refugio político.

La decisión de ayer deja muy poco margen de maniobra a Lázaro y Marisleysis González y sus partidarios en el exilio cubano en Miami. La práctica totalidad de los juristas consultados por los medios de comunicación afirmó que es altamente improbable que la sentencia del Tribunal de Apelaciones de Atlanta, que a su vez confirma otra adoptada anteriormente por un juez federal de Florida, sea revocada por instancias superiores. Los parientes de Miami tienen ahora tres posibilidades: pedir una nueva audiencia de los tres magistrados que dictaron la sentencia de ayer, llevar el caso al pleno del Tribunal de Apelaciones de Atlanta o acudir al Supremo. En los tres casos tienen pocas probabilidades de triunfar. El final del culebrón parece escrito y el único interrogante es cuándo Elián regresará a Cuba.

El caso Elián volvió ayer a interferir en la campaña presidencial de EEUU. Desmarcándose de nuevo de la posición del Gobierno del que sigue siendo vicepresidente, el demócrata Al Gore se pronunció a favor de que un tribunal de familia estudie la disputa sobre la custodia del niño. El republicano George Bush instó a Gore a poner en práctica sus ideas y solicitarle a Clinton que permita una audiencia en un tribunal de familia.

Elián González fue rescatado por dos pescadores en las costas de Florida el pasado noviembre, cuando EEUU celebraba el Día de Acción de Gracias. Su madre había fallecido ahogada en el intento de escapar de Cuba con su hijo. Lázaro y Marisleysis, sus parientes en Miami, se hicieron cargo del pequeño en su casa del barrio de Pequeña Habana hasta el pasado 22 de abril. Ese día, víspera del domingo de Pascua, agentes federales armados enviados por Reno sacaron a Elián de la casa y se lo entregaron en Washington a su padre, que había viajado desde Cuba a EEUU. La fiereza de la acción policial despertó en EEUU una polémica de corta duración.

Lázaro y Marisleysis no han podido ver a Elián desde su salida de Miami. El pequeño ha vivido con su padre en tres distintas residencias de la zona de Washington.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 2 de junio de 2000

Más información

  • El padre del menor pide a los familiares de Miami que no recurran y les dejen volver a Cuba