Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA CRISIS EN EL PAÍS VASCO

HB propone a PNV y EA emitir un "carné de identidad vasco"

La propuesta que Herri Batasuna ha hecho llegar al PNV y EA para debatir una "transición política" hacia el soberanismo incluye la iniciativa de que Udalbiltza, la asamblea de electos constituida como la primera "institución nacional" vasca, emita ya un "carné de identidad vasco". Este documento serviría de base para crear un censo con el que elegir una asamblea constituyente que abarque los territorios del País Vasco, Navarra y el País Vasco francés.La propuesta de HB, ocho folios escritos en euskera, constituye la base de la negociación recién iniciada por las tres formaciones con el fin, según la coalición independentista, de comprometerse a iniciar una transición hacia un nuevo marco político. Sólo así la izquierda abertzale estaría dispuesta a "sostener las instituciones de Vitoria", según afirma en el preámbulo de la propuesta, que contiene las condiciones de su apoyo al Gobierno de Vitoria.

Los tres partidos nacionalistas se han reunido recientemente en dos ocasiones: el 3 y el 10 de mayo y sus dirigentes reconocen que han discrepado, además de haber intercambiado papeles -EA ha elaborado una propuesta alternativa-. Entre las dos reuniones, ETA asesinó al fundador del Foro Ermua José Luis López de Lacalle.

Desobediencia

"Udalbiltza tendría que poner en marcha enseguida el carné de identidad vasco, con todas las consecuencias políticas y prácticas", afirma HB, en una clara invitación a la desobediencia civil, base de su estrategia de "confrontación democrática" en la que quiere implicar a los nacionalistas moderados. "Los que se sientan vascos reconocerán su pertenencia al pueblo y pedirán a Udalbiltza la defensa de sus derechos políticos y civiles. La institución será el garante de estos derechos. Además de su puesta en marcha, el carné de identidad vasco supondría la creación del censo vasco", dice el documento.

El conjunto de iniciativas que HB propone a sus interlocutores persigue reforzar Udalbiltza con un fuerte contenido de reafirmación nacional como base de una desobediencia desestabilizadora. Pero el proyecto no varía en realidad el esquema de país que ha venido defendiendo la izquierda abertzale y que resulta semejante a la propuesta que ETA lanzó a PNV y EA en julio de 1999. Entonces fue calificada de "irreal", "estrambótica" y "utópica" por sus interlocutores durante la misma reunión, según consta en el acta escrita por un etarra y que fue publicada en el diario Gara.

El proyecto incluye un proceso electoral único en los seis territorios del País Vasco, Navarra y el País Vasco francés para elegir una asamblea constituyente que plasmaría la soberanía vasca. El texto no precisa plazos, pero sí la exigencia de un compromiso para que HB se implique en su apoyo al Gobierno de Vitoria.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 19 de mayo de 2000