Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Arrecia en Milán el escándalo de los abusos sobre las modelos

La agencia internacional de modelos Elite ha abierto una investigación interna para aclarar las posibles implicaciones de su presidente para Europa, Gerald Marie, ex marido de la modelo Linda Evangelista, en escándalos sexuales denunciados por un reportaje de la televisión británica BBC emitido el pasado martes.La filmación, grabada en parte de forma secreta, ha puesto en evidencia la podredumbre de un mundo glamouroso como el de las pasarelas, al que llegan atraídas por la promesa de fama y dinero fácil decenas de jovencitas hermosas de todo el mundo.Gerald Marie queda malparado. Aparece claramente en pantalla y sus palabras quedan subrayadas por los subtítulos cuando propone a la falsa modelo Lisa Brinkworth, de 32 años, contratada por la BBC para realizar el reportaje, pasar la noche con él a cambio de 85.000 pesetas. El ejecutivo es acusado además de haberse acostado con una joven de 15 años que participaba en el concurso organizado por la agencia el año pasado.

Se ha desatado una verdadera guerra en Milán, capital mundial de la moda. Mientras algunas modelos y especialistas salían ayer en defensa de la veracidad del documento, modistas y hasta personalidades como el fiscal general de Milán, Francesco Saverio Borrelli, lo denunciaban como un producto construido para hacer daño a la ciudad.

Pero hay más: ante las cámaras, una ex triunfadora del mismo certamen, Rebecca Howard, confiesa que cuando estaba en Milán fue llevada, bajo los efectos de una droga, a una fiesta que se transformó en orgía. "Milán es un sitio peligroso. Los relaciones públicas te manejan, te dan gratis todo lo que quieras, incluida la droga", dice la joven.

"Burdeles disimulados"

Palabras que no suscitan la menor sorpresa en una veterana modelo, Benedetta Barzini, que ayer se despachaba: "Las agencias de modelos son burdeles disimulados. Casas refinadas de prostitución moderna al alcance de la gente del mundillo". A juicio de Barzini, el reportaje de la BBC no descubre nada nuevo, y además se queda corto. "Sexo y cocaína han estado siempre en circulación en los ambientes de la moda. Y, para los modelos masculinos, el chantaje homosexual es aún más fuerte". La opinión de Barzini no es compartida por otra joven modelo de la agencia milanesa de Riccardo Gay, Margherita Suppini, de 27 años: "Empecé a trabajar a los 16 años en Milán para la agencia Elite y jamás he sufrido chantajes de ese tipo".El fiscal Borrelli, que creó el movimiento de jueces conocido como Manos Limpias, ha intervenido inesperadamente señalando que el documento de la BBC "es un montaje y además bastante vulgar. En todos los ambientes hay alguna forma de asedio por parte de gente poco limpia. Pero no significa que se pueda parangonar el mundo de la moda con el de la droga y la prostitución".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 25 de noviembre de 1999