Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP solicita ahora al Gobierno andaluz 5.000 millones para la supresión del peaje de la autopista de Cádiz

El secretario general del PP andaluz, Antonio Sanz, anunció ayer que su grupo introducirá una enmienda a los Presupuestos para que la Junta destine 5.000 millones de pesetas "como mínimo" y "como primer paso para la liberalización del peaje" de la autopista Sevilla-Cádiz (A-4). La propuesta de Sanz se produce un día después del anuncio de Manuel Chaves de incluir 1.500 millones en los presupuestos del 2000 para pagar la primera anualidad del canon a la empresa concesionaria. El otro 50% lo aportaría el Estado. Pese a que el ministro de Fomento, Rafael Arias Salgado, despreció la alternativa planteada por el presidente andaluz y la tildó de "demagógica" y "electoralista", Sanz plantea ahora una mayor inversión como vía que permitiría que "se abra una negociación entre las administraciones", que hasta ahora ha sido rechazada por el PP.Sanz considera que con su propuesta, Chaves "ha buscado un titular en la prensa con una oferta pírrica, pobre y ridícula con la que no se podrían comprar los recibos de la autopista". Hasta ahora el Gobierno ha rechazado poner dinero para esta actuación y sólo existe un compromiso de Arias Salgado para analizar la liberalización del tramo Jerez-Cádiz, una posibilidad que la oposición cree que beneficiaría a la concesionaria privada.

La candidata del PP llegó a decir en la noche del viernes en Marbella que la propuesta de Chaves es "un camelo" y anunció: "Cuando yo sea presidenta de la Junta, no tengan ninguna duda, se liberalizará el peaje del primer tramo y lo hará la Junta con la colaboración de la Administración central". Los populares creen que Chaves "no tiene ninguna credibilidad", mientras que el presidente andaluz sostiene que con los 1.500 millones de pesetas en los presupuestos el PP se ha quedado sin argumentos.

Por su parte, la diputada del POSE por Cádiz Carmen Romero se empleó ayer con dureza contra el Ejecutivo por su negativa a la liberalización, informa Javier Benítez de la autopista A-4 entre Sevilla y Cádiz. Según Romero, el Gobierno debe dar luz verde al rescate del peaje en este vial como lo ha hecho en Cataluña con un tramo de autopista cercano a la localidad de Salou. "De aquí a las elecciones tiene que producirse la liberalización", afirmó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 14 de noviembre de 1999