Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sanidad abre 120 expedientes en tres años contra los 'productos milagro'

El Ministerio de Sanidad ha promovido en tres años más de 120 actuaciones contra la publicidad de los llamados productos milagro, a los que se atribuyen pretendidas propiedades en la prevención y curación de enfermedades. Los expedientes se han abierto en colaboración con las comunidades autónomas y en aplicación del Real Decreto 1907/ 1996 del 2 de agosto, sobre los productos más diversos que existen en el mercado, desde alimentos de consumo ordinario, productos relacionados con el adelgazamiento o dietas milagrosas, hasta las plantillas adelgazantes.En su balance "positivo y alentador" de tres años de vigencia del real decreto, el Ministerio de Sanidad señala que se han erradicado las fórmulas publicitarias más agresivas y, con ello, se ha puesto orden a la proliferación de productos frontera, cuya presencia en el mercado "se sustentaba en alegaciones sanitarias inciertas, cuando no engañosas". Sanidad concede un especial valor a la doctrina que se ha ido afianzando en torno a la gestión de este real decreto. "Se propicia la uniformidad en su aplicación en todo el Estado, sobre la base de criterios interpretativos comunes asumidos por todas las administraciones competentes", afirma el comunicado ministerial.

Publicidad engañosa

La característica común de todos los expedientes contra los denominados productos milagro es que se publicitan atribuyéndose propiedades de prevención y curación sobre determinadas enfermedades. Algunos de ellos llegan incluso a afirmar que eliminan el cáncer.Sanidad afirma que se ha identificado y perseguido la publicidad ilegal, que puede manifestarse a través de varios soportes, como el etiquetado facultativo, la promoción vía Internet, folletos, revistas, periódicos, radio, televisión y el resto de medios de comunicación. Asimismo, se han erradicado las fórmulas publicitarias más agresivas, lo que ha supuesto una ordenación indirecta para evitar la proliferación de "productos frontera", que se basan en alegaciones sanitarias inciertas y engañosas.

De las 120 actuaciones contabilizadas hasta el momento, en algunas no se ha ido más allá del simple apercibimiento, además de las que se enmarcan dentro de la coordinación intersectorial, que ha permitido reconducir propuestas publicitarias antes de que se llevasen a la práctica y se convirtiesen en ilegales, lo que hubiera requerido actuaciones más dramáticas, según el ministerio.

Todas las administraciones competentes del Estado están aplicando de manera uniforme y a plena satisfacción la legislación sobre el tema, afirman los responsables de Sanidad, satisfechos también por la colaboración de la industria alimentaria, que se plasmó en el Acuerdo Interpretativo sobre la Publicidad de las Propiedades de los Alimentos en relación con la Salud, suscrito entre la Dirección General de Salud Pública y la Federación de Industrias de Alimentación y Bebidas en marzo de 1998.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 23 de agosto de 1999