Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El nuevo primer ministro de Israel fija condiciones para el diálogo con los palestinos

El nuevo primer ministro israelí, el laborista Ehud Barak, ya ha establecido tras su amplia victoria electoral del lunes las condiciones para reanudar el proceso de paz, que parecen inicialmente inaceptables para los palestinos. Desde la "fortaleza y la seguridad", Barak ha trazado cuatro líneas rojas que no está dispuesto a traspasar: respeto a la indivisibilidad de Jerusalén como capital de Israel; negativa a aceptar un ejército palestino en Cisjordania; mantenimiento de las fronteras de 1967, fijadas tras la Guerra de los Seis Días, y conservación de los asentamientos judíos en Gaza y Cisjordania. Barak inició ayer los contactos para la formación del nuevo Gobierno, tarea nada fácil teniendo en cuenta la compleja composición del Parlamento salido de las urnas.

MÁS INFORMACIÓN

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 19 de mayo de 1999