Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CAOS EN EL TRÁFICO AÉREO.

Las compañías aéreas advierten a Arias-Salgado de que mantienen su previsión de crecimiento de vuelos

El ministro de Fomento, Rafael Arias-Salgado, pidió ayer a las compañías aéreas que programen su número de vuelos en función de su capacidad real de flota y personal, es decir, solicitó una reducción en el número de vuelos que ayuden a descongestionar el tráfico aéreo. Esta disminución se sumaría a la suspensión de 16.368 vuelos entre junio y diciembre que Iberia anunció el pasado martes. Arias-Salgado se reunió ayer con representantes de la Asociación de Líneas Aéreas (ALA), que agrupa a las 58 compañías nacionales y extranjeras que operan en España, para solicitar su colaboración en la resolución de los problemas que sufren los aeropuertos españoles en las últimas semanas.

Las líneas aéreas, especialmente las nacionales, aunque mostraron su disposición a colaborar con el Ministerio de Fomento, no están por la labor de arriesgar su potencial de crecimiento para paliar la congestión.

El presidente de Spanair, Gonzalo Pascual, afirmó que mantiene su objetivo de incrementar "hasta el 20% o el 25%" su cuota de mercado, situada actualmente en el 15%.

Por su parte, Air Europa señaló a través de su portavoz, Graciano Palomo, que mantendrá las previsiones de duplicar sus vuelos el próximo verano y manifestó que "existen otros medios para paliar la situación del tráfico aéreo". El portavoz añadió que la compañía "no descarta" aprovechar "el hueco" que dejan los 16.368 vuelos de Iberia.

A este respecto, Arias-Salgado, aseguró a Iberia que mantendrá los derechos sobre sus slots (permisos de vuelo) y que éstos no serán entregados a estas empresas. Sin embargo, los slots los otorga Eurocontrol, organismo europeo que regula el tráfico aéreo, a solicitud de las compañías aéreas y en función de las capacidades de cada aeropuerto.

En un encuentro con medios de comunicación, el ministro señaló que sólo el consenso político y el compromiso de todos los agentes permitirá resolver la situación, que espera que se normalice para este verano, cuando se espera un incremento del 12% en el número de viajeros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 22 de abril de 1999