La versión española de "Grease" se aparta de la obra original

El musical se estrena el martes convertido en superproducción

La versión española de Grease, el musical creado por Jim Jacobs y Warren Casey a principios de los setenta, se presenta por primera vez al público el martes en el teatro Lope de Vega de Madrid. Los responsables del espectáculo, producido por Pigmalión por 400 millones, no han querido copiar la película estrenada a finales de los setenta ni al resto de las versiones del musical estrenadas en varias capitales.

"Hemos recuperado historias y piezas musicales que no están en la película. Este Grease no tiene nada que ver con las cien versiones que se han estrenado hasta ahora. Hemos inventado escenas, personajes, la escenografía. Hay 35 temas musicales más que en la película", declara el productor, Luis Ramírez, propietario de la firma Pigmalión y que ahora asume, además, las funciones de director artístico. "Obviamente, no he encontrado ningún director para Grease", dijo para explicar su trabajo en la dirección.De los bailes se ha ocupado el coreógrafo Ramón Oller, conocido, entre otras cosas, por su colaboración con la Compañía Nacional de Danza. La interpretación corre a cargo de 31 artistas, de los que la mayoría cantan, bailan e interpretan. Para esta producción, Ramírez no ha contado con ningún nombre de fama. Grease cuenta con una puesta en escena "espectacular", según dice. Se han reproducido 15 ambientes diferentes y aparecen en escena un total de 200 trajes.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por nuestros mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS