Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las empresas se comprometieron hace dos años a no fusionarse

Barcelona / Madrid

Endesa, Fecsa y Sevillana se comprometieron "a no actuar nunca colusivamente en contra del consumidor y a adoptar las decisiones corporativas y operativas en su órganos de gobierno de forma independiente". Este texto fue remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) el 23 de octubre de 1996 tras pactar con la Comisión Nacional del Sistema Eléctrico un acuerdo para que las ofertas públicas de adquisición (OPA) que Endesa - entonces bajo dirección de Feliciano Fuster- iba a lanzar sobre sus filiales no implicaran restricción de la competencia.Como se explicó en ese momento, el texto debía interpretarse como un compromiso de renunciar a la fusión. En los protocolos firmados previamente se abría la puerta a esas fusiones, algo que la Comisión Eléctrica consideró negativo. Justo dos años después, Endesa ha llevado a la práctica un proyecto que en aquel momento negó que formara parte de su estrategia.

Mapa catalán

La operación lanzada por Endesa "completa", según la propia Endesa, la reordenación del mapa eléctrico catalán. La fusión de Fecsa y Enher era una opción descartada por la Generalitat de Cataluña, al menos hasta el mes de febrero, cuando ambas compañías crearon un comité de coordinación que levantó las iras de los sindicatos por considerarla "una fusión encubierta".Para Endesa, la reorganización supone culminar un proceso iniciado en 1983, con la entrada en Eléctricas Reunidas de Zaragoza (ERZ), y continuada con tomas de partipación en Fecsa, Sevillana de Electricidad y Saltos del Nansa.

Para su actual presidente, Rodolfo Martín Villa, que dirige la compañía desde febrero de 1997, la absorción de las participadas de Endesa, supone acometer la segunda gran operación en menos de dos años. Endesa firmó recientemente un acuerdo de suministro de gas con Gas Natural (45% Repsol y 25% La Caixa) que ha supuesto un auténtico aldabonazo en el marco de relaciones entre eléctricas y compañías gasistas.

Endesa y la mayoría de las compañías participadas, que volvieron a negociarse ayer en Bolsa durante media hora tras la suspensión decidida el miércoles por la CNMV, ganaron en sus cotizaciones.

Endesa ganó un 1,82%; Fecsa un 5,12%; ERZ un 5,03%; Sevillana un 3,70%; Gesa, un 2,2%, y Enher un 5,60%. Saltos del Nansa y Electra de Viesgo no variaron su cotización.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 6 de noviembre de 1998