El Museo Stedelijk presenta una retrospectiva de Bill Viola

El Stedelijk, el museo de arte moderno y contemporáneo de Amsterdam, se ha quedado a oscuras. La mayor parte de las ventanas de la primera planta han sido cuidadosamente selladas con lienzos para acoger el laberinto de impresiones que Bill Viola (Nueva York, 1951) expresa a través del vídeo. La exposición de este artista, que se ha ganado un lugar único en las tres décadas de historia del videoarte, es la primera gran retrospectiva de su obra.La muestra, organizada de forma conjunta con el Whitney Museum de Nueva York, donde ya se pudo ver anteriormente, es un bombardeo de imágenes y sonido que envuelve al visitante, utilizando como pantallas, unas veces, vulgares monitores de televisión en blanco y negro, y otras, sofisticados y estudiados sistemas que reflejan y devuelven las imágenes desde el proyector hasta las paredes.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 23 de septiembre de 1998.

Se adhiere a los criterios de