Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
BALNEARIOSDatos de interés

La historia hecha lujo Los baños romanos de San Andrés cuentan con modernas instalaciones

Los romanos ya apreciaban las aguas termales que surgían de Canena (Jaén). Grandes amantes de los baños, construyeron bañeras de puro mármol blanco en las que reposar mientras sus cuerpos disfrutaban de los beneficios de un agua que sirve para mejorar problemas de estómago, riñón, reumatismo, artrósis o para regular el ciclo menstrual de la mujer. Esas mismas bañeras se conservan todavía en las habitaciones del balneario San Andrés, en pleno proceso de remodelación que terminará ofreciendo nuevos servicios de sauna, chorros y lodos. Además, se está adaptando para ser accesible a minusválidos. José Medina, de 71 años, no oculta ni una sola alabanza para hablar del balneario que visita cada año desde hace 27 cuando el actual administrador, Javier Lorite, era apenas un niño que correteaba por la finca. Primero venía desde Bilbao con sus hijos y ahora acompañado de sus nietos. "El agua de Canena no es buena, es buenísima y los efectos se notan luego todo el año", asegura este abonado a un balneario que dispone de una finca de 60.000 metros cuadrados. Junto al manantial se conservan mosaicos romanos que han tenido que ser enterrados en buena parte porque eran arrancados. Los clientes sí pueden compartir con los romanos las bañeras en las que sale un agua a 21,5 grados, bicarbonatada, sódica, cálcica, magnésica y potásica declarada de utilidad pública en 1948. Hasta ahora los hermanos Lorite-Cabrera, los propietarios, no habían hecho ni una sola promoción o publicidad del balneario "porque los clientes llegaban solos", según el administrador. Es ahora cuando han empezado a colaborar con agencias de viaje para cubrir los meses más bajos, desde noviembre hasta el verano. "La gente busca descanso, y cada vez son más los jóvenes que llegan desde Madrid o cualquier punto del país demandando relax y tratamiento para el estrés", asegura Javier Lorite. El público, dice, ha dejado de ser de edad avanzada porque la tensión del trabajo afecta "incluso más que el reumatismo". Los apartamentos del balneario de San Andrés incluyen cocina. Por eso desde Canena llegan cada mañana vendedores de alimentos que abastecen a los clientes sin que tengan que salir y andar los quince minutos que separan las instalaciones del casco urbano. El proyecto de la sociedad familiar propietaria de este balneario desde hace tres décadas contempla la construcción de un hotel, una piscina cubierta y una embotelladora de agua. Un proyecto que abarca los próximos cinco años.Dirección Ctra de Córdoba a Valencia Km. 137. Canena, Jaén. Tipo de aguas Rica en bicarbonato, sodio, calcio y magnesio. Indicaciones Problemas de estómago, riñón, reumatismo. Precios 15 baños: 15.000. Pensión completa: 5.500 al día.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 20 de julio de 1998