EL JUICIO DEL 'CASO MAREY'

Barrionuevo acusa a Cascos de mentir bajo juramento

"El señor Álvarez Cascos ha faltado abiertamente a la verdad a pesar de la promesa solemne que ha hecho ante el tribunal", dijo ayer José Barrionuevo, ex ministro del Interior, al salir del Supremo. Tras anunciar que estudiará posibles acciones por perjurio contra el vicepresidente primero, Barrionuevo aseguró que la reunión que mantuvieron ambos en 1995 fue para ver cómo podía lograrse la excarcelación de Ricardo García Damborenea.

Más información

José Barrionuevo discrepó sobre cómo y para qué fue la reunión que mantuvo con Francisco Álvarez Cascos en el hotel Santo Mauro, de Madrid, a principios de 1995. Ni siquiera coincidieron en su fecha: el actual vicepresidente primero afirmó que fue en enero mientras que el ex ministro del Interior dijo estar seguro de que fue después, cuando Ricardo García Damborenea estaba en prisión (entró en la cárcel el 17 de febrero de 1995 y salió el 18 de abril).Según Barrionuevo, su entrevista con Cascos se celebró a instancia de Damborenea. "Se produjo tras una llamada telefónica directa mía que sucedió a una conversación que Aznar tuvo conmigo en los pasillos del Congreso ofreciéndose para ayudar", dijo. El objetivo era "incentivar gestiones" con vistas a la puesta en libertad del ex dirigente de los socialistas vizcaínos, que por esas fechas ya había presentado un recurso ante la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional. Barrionuevo declaró a los periodistas que facilitó a Cascos el nombre de los magistrados que decidirían sobre el asunto.

"Álvarez Cascos me dijo que haría consultas con personas que supieran cómo había que tratar esos temas. Y lo debió de consultar con alguien que lo sabía muy bien porque el señor García Damborenea fue liberado pronto y fue la única persona puesta en libertad directamente por el juez Baltasar Garzón", añadió.

Según el ex ministro, Damborenea le había confiado en aquella ocasión que mantenía relaciones con el PP y específicamente con Aznar y Cascos. En ese sentido, Barrionuevo recordó que hay declaraciones de Aznar y Damborenea en la que ambos reconocen que éste asesoraba al actual presidente del Gobierno desde antes de que se hiciera público en Zaragoza el apoyo del ex dirigente socialista al PP.

Barrionuevo puso en duda lo declarado por el vicepresidente primero sobre su reunión con Jorge Manrique, el abogado de los ex policías José Amedo y Michel Domínguez, y el director de El Mundo, Pedro J. Ramírez. A su vez, el secretario general del PSOE, Joaquín Almunia, tiene la "convicción personal" de que Cascos mintió ayer y que en la misma se comprometieron "favores mutuos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0022, 22 de junio de 1998.

Lo más visto en...

Top 50